Salud

Alucinaciones y delirios… Trastornos psicóticos

Cuando creía que todo era verdad, fui consciente de que esa realidad tan solo la veía yo

ALU
|

Redacción Central |

Todos los trastornos psicóticos llevan a la persona que lo padece a perder el contacto con la realidad. Es por esto por lo que las alucinaciones o delirios serán los síntomas más característicos de cualquier trastorno psicótico.

¿Los delirios y las alucinaciones son siempre los mismos?

Los delirios son creencias erróneas sobre la realidad, es decir, sobre un hecho, persona u objeto. En este punto existe una distorsión extrema de lo que realmente ha sucedido. Por ejemplo, podemos “modificar” una realidad ya vivida, creyendo firmemente que ha sucedido algo que, en realidad, ocurrió de otra manera.

Las alucinaciones son percepciones falsas, es decir, oímos algo, vemos o sentimos algo que en realidad no existe. Esto es algo que nuestra mente distorsiona e inventa, pues realmente esa persona, objeto u hecho percibido no existe.

Observaremos ahora los trastornos psicóticos más conocidos y comunes, los cuales introducen los delirios y las alucinaciones entre su sintomatología más habitual.

1- Esquizofrenia

La esquizofrenia provoca que el individuo que la sufre tenga alucinaciones y pensamientos que le aíslan del resto del mundo. Actualmente aún no existe cura, aunque sí es cierto que se puede controlar y lograr llevar una vida normal.

2- Paranoia

La paranoia también es conocida como “trastorno delirante” y se caracteriza porque la persona tiene en su mente una o varias ideas que cree que son ciertas. Un ejemplo sería pensar que todo el mundo le

está observando y que tienen un plan macabro que afecta a su persona.

3- Trastorno psicótico breve

Este tipo de psicopatía se caracteriza por presentar los mismos síntomas que un trastorno esquizofrénico. La única diferencia es que este trastorno dura tan solo unos días y por lo general, no vuelve a afectar al paciente nunca más.

Suele manifestarse tras un hecho muy traumático, como puede ser la muerte de un ser querido, incluso una época de gran estrés puede ser un aliciente para padecerlo.

4- Folie à deux o trastorno psicótico compartido

Se caracteriza porque dos personas comparten las mismas alucinaciones y delirios al mismo tiempo. Es algo muy poco habitual y está relacionado con el estrés y el aislamiento social.

Este tipo de trastorno pueden padecerlo, sobre todo, familiares o personas que estén juntas y posean un fuerte vínculo emocional entre ellas. Un ejemplo claro fue el de las hermanas gemelas suicidas, Úrsula y Sabina Eriksson. Ambas hermanas compartían los mismos delirios y alucinaciones que las empujaban a querer suicidarse, algo que no lograron conseguir.

  1. Trastorno psicótico inducido por sustancias o debido a una enfermedad

Otro tipo de trastorno psicótico que puede cursar con delirios o alucinaciones puede deberse al consumo de drogas o alcohol. Los síntomas más habituales son la desorientación, las pérdidas de memoria y las alucinaciones visuales. A pesar de todo esto, los síntomas suelen durar tan solo unos días, hasta que la intoxicación por drogas remita.

Infelizmente existe otro tipo de trastorno que se deriva de enfermedades que

escapan de nuestro alcance. Un ejemplo podría ser un tumor en el cerebro que, inevitablemente, puede afectar a que padezcamos delirios y alucinaciones. La enfermedad afecta a las funciones normales del cerebro.

Muchos de los trastornos psicóticos pueden controlarse, siempre y cuando se siga un tratamiento adaptado para cada individuo Estos son algunos de los trastornos psicóticos con los que nos encontramos más familiarizados, aunque existen muchos otros que, simplemente, introducen algún tipo de variación, como puede ser el tiempo de durabilidad del trastorno.

A pesar de todo esto, nunca dejarán de sorprendernos la realidad de

estos trastornos psicóticos, como es el caso de las gemelas suicidas.

Un caso real que, sin duda alguna, impacta y deja patente la existencia de uno de los trastornos psicóticos más extraños y con menos probabilidades de padecerlo.

El extraño caso de Úrsula y Sabina Eriksson

El extraño caso de Úrsula y Sabina, dos gemelas suecas que intentaron suicidarse después de que la policía las interrogara a pie de la carretera. Los hechos ocurrieron en el 2008, las dos gemelas son interrogadas por la policía después de que ambas intentaran suicidarse poniéndose delante de los vehículos que circulaban por la autopista.

En su primer intento las dos sobrevivieron sin heridas, a pesar del fuerte golpe que se puede apreciar en las primeras imágenes captadas por una cámara de tráfico. Una vez que llegó la policía a la escena, las dos hermanas volvieron a intentar su suicidio, la primera de ellas, Úrsula, se lanza bajo las ruedas de un camión, la segunda contra un vehículo y sale despedida tras el golpe, pero lo más curioso es que tampoco fue suficiente y salieron vivas una vez más, la primera se recuperó días después en el hospital, la segunda (Sabina) no sufrió heridas de importancia.

Un día después una de las hermanas, Sabina, fue puesta en libertad por la policía y asesinó a un hombre sin motivos en plena calle asestándole 4 puñaladas, después intentó suicidarse de nuevo lanzándose desde lo alto de un puente, pero volvió a sobrevivir. Actualmente cumple una pena de cárcel de 5 años por el asesinato.

también te puede interesar