Opinión

Aumenta incertidumbre ante la cercanía del tiempo de lluvias

(Por Antón Rius, especial para La Voz del Sandinismo) Ante esa situación y en momentos que se acerca el período de siembras, los meteorólogos y los productores agrícolas decidieron incrementar la colaboración entre ambas partes

Redacción Central |

Managua.- Los productores agrícolas y los meteorólogos tienen algo en común, pues en ambos sectores aumenta la incertidumbre ante el acercamiento del período de lluvias sin disponer de equipamientos de confianza para pronósticos del tiempo más confiables, por lo cual decidieron incrementar la colaboración entre ambas partes.

Con el aviso de la llegada temprana de lluvias ya hay productores de granos que iniciaron las siembras, a pesar de que el presidente de la Unión de Productores Agropecuarios (UPANIC), Manuel Álvarez, llamó a la prudencia y esperar al 20 de mayo para empezar el cultivo de granos básicos y el maíz, cuando las lluvias se regularicen en el país.

No obstante, Álvarez sostuvo una reunión con autoridades de meteorología del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (INETER) para tratar este tema y las posibilidades de tener una información lo más precisa posible para que nuestros productores trabajen con mayor confianza sobre las cosechas y rendimientos que podrán obtener durante el proceso del cultivo de sus tierras.

Ambas partes acordaron mantener una comunicación periódica sobre este tema de los pronósticos y ponerlos al servicio de los productores, porque esta alianza se hace cada vez más necesaria en el país, que brega por un mayor desarrollo rural, proteger a la población de inundaciones por afectaciones climatológicas. La pérdida de sembrados perjudica la alimentación del país, pero también la economía individual del productor y la nacional, porque lejos de exportar hay ocasiones que es necesario importar.

Pero esta situación de falta de equipamiento no es problema solo de Nicaragua, porque este lunes comienza en Managua una reunión de especialistas en meteorología, orientada por el Sistema de Integración Centroamericana (Sica), para que analicen la situación del área y se busquen soluciones mediante la colaboración entre los países del istmo y logren un pronóstico climático regional certero.

Jorge Castro, titular del Instituto Nacional de Estudios Territoriales (Ineter), precisó recientemente que esta propuesta del Sica pretende superar las carencias materiales de estas naciones mediante la colaboración, el intercambio y el análisis conjunto. Con un trabajo conjunto, apuntó, podremos lograr mayor efectividad en los pronósticos.

Ante el panorama mundial de los efectos del cambio climático, la meteorología es ya una línea de trabajo estratégica, pues tiene que ver con la seguridad alimentaria y física de la población, porque no solo se resume en que se pierden los cultivos, sino que con grandes inundaciones se pierde mucho más.

Es por ello muy conveniente que en la reunión de especialistas en pronósticos del tiempo también asistan funcionarios de esferas productivas y de protección ciudadana para que puedan tomarse medidas, claro si son necesarias, con tiempo suficiente.

Pero además, para la semana que empieza este lunes también existe otro foro regional climático, en este caso con sede provisional en México, donde los expertos podrán acceder a tecnologías más modernas y se efectuará una especie de taller sobre aspectos meteorológicos, porque todo parece indicar que existe una creciente preocupación sobre los efectos del cambio climático en las diferentes latitudes del planeta.

En todos los casos, lo más recomendable siempre será mantener una estrecha comunicación entre los meteorólogos y las organizaciones productivas del país, fundamentalmente agrícolas, así como aquellas instituciones que tienen que ver con la protección de la población, fundamentalmente en períodos de lluvias y ciclones.

también te puede interesar