Opinión

No al chantaje y al bloqueo contra Cuba

La mancha nefasta es el bloqueo y la política de chantaje. No basta con suavizar el bloqueo, debe eliminarse sin precondición alguna

Redacción Central |

Recientemente el Presidente de la República de Nicaragua, Daniel Ortega Saavedra, expresó dos ideas que resultan interesantísimas de contextualizar, ahora que en el hemisferio soplan aires de integración latinoamericana y caribeña.

En un primer momento, durante un acto de presentación de cartas credenciales de nuevos embajadores de Brasil, Finlandia y Suecia, acreditados ante su gobierno, el mandatario nicaragüense, “instó a los países que conforman la Organización de Estados Americanos (OEA), a retirar las sanciones impuestas a Cuba desde 1962, cuando este organismo cediendo a las presiones del gobierno norteamericano de la época, la excluyó de ese foro”.

Al mismo tiempo, el también Secretario General del FSLN, “reiteró su llamado a que Latinoamérica y El Caribe conforme la Organización de Estados Latinoamericanos y Caribeños, en la cual no estén involucrados Estados Unidos y Canadá.”

Ambas ideas están sobre “el tapete”, tienen buena aceptación dado el momento histórico que vive América Latina y la tendencia me atrevería a decir, está marcada en esa dirección.

Durante los años 2007 y 2008 América Latina ha venido trabajando despacio pero sin pausa, en la reactivación del llamado Grupo de Río, que integrado por 24 países, de alguna manera debe ser el embrión, la semilla de esa organización que sin la perniciosa influencia de Estados Unidos, que históricamente a dividido a América Latina, sea como de alguna manera ya lo es, el foro de concertación política por excelencia de nuestros países y, la instancia idónea de resolución de las controversias que puedan surgir entre latinoamericanos y caribeños.

Casualmente hace un año, en marzo 1 del 2008, todos recordamos los sucesos militares ocurridos en territorio ecuatoriano que terminaron con la muerte de 22 guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), incluyendo a Raúl Reyes, el segundo al mando, a manos de fuerzas regulares del Ejército Colombiano, detonaron la peor crisis diplomática en América Latina de que se tenga noticias.

Aquel memorable episodio de la XX Cumbre del Grupo de Río, celebrada en Santo Domingo, República Dominicana el 7 de marzo, una semana después del incidente, demostró que los presidentes latinoamericanos tenían la entereza, madurez y la voluntad política para desescalar el conflicto y que prevaleciera la paz.

Ese momento histórico sirvió de tierra fértil para plantar esa idea semilla sobre la que los latinoamericanos continuamos trabajando. El 16 y 17 de diciembre 2008, se llevó a cabo en Salvador, Bahía, Brasil, la Primera Cumbre de América Latina y El Caribe sobre Integración y Desarrollo que viene a ser un peldaño más en aquella dirección y es posible que de aquí al 2010 la voluntad política de tener una propia organización de los latinoamericanos y caribeños, esté mejor perfilada, sino concretada.

Antes, en noviembre del 2008, en la bella Ciudad de Zacatecas, México, el Grupo de Río decidió la incorporación inmediata de Cuba a su seno, lo cual se hizo formalmente en la Cumbre de Salvador, Bahía, Brasil, dando así los líderes latinoamericanos una gran muestra, un gran sentido de reivindicación histórica para el caso de Cuba que jamás debió ser excluida de la OEA.

Así, la política agresiva de los Estados Unidos hacia la Isla de Cuba, desde ese momento quedó como un icono vergonzoso de la Guerra Fría y obviamente, las palabras del Presidente de Cuba, Raúl Castro rechazando de parte de su país, cualquier intención de pertenecer a ella, dejó francamente mal parada a la OEA.

Cuba hoy día luce plenamente integrada a América Latina, recompuso sus relaciones con México deterioradas por iniciativa del ex Presidente Vicente Fox, desde su incorporación al Grupo de Rio, ha sido visitada por los siguientes Presidentes: Lula de Brasil, Rafael Correa de Ecuador, Hugo Chávez de Venezuela, Cristina Fernández de Argentina, Michele Bachelet de Chile, Álvaro Colom de Guatemala, Manuel Zelaya Rosales de Honduras, Leonel Fernández de República Dominicana. Además, realizaron el 8 de diciembre del 2008 la III Cumbre Cuba-Caricom, pertenecen al ALBA y Petrocaribe, tienen Embajadores en la mayoría sino en todos los países de America Latina. Que más se puede pedir?.

Obviamente la mancha nefasta es el bloqueo y la política de chantaje. No basta con suavizar el bloqueo, debe eliminarse sin precondición alguna.

Ahora más bien la pelota está en la cancha de la OEA y de la Administración Obama que tendrán que demostrar en la Cumbre de las Américas a realizarse en Trinidad y Tobágo del 17 al 19 de Abril, la una si va a seguir siendo Ministerio de Colonias y la otra, si continuará con una política injusta hacia Cuba, cuando es notorio que América Latina y El Caribe está diciendo no al chantaje y al bloqueo contra Cuba. Como bien lo dijo el Presidente Comandante Daniel Ortega Saavedra “no podemos hablar de Cumbre de las Américas sin la participación de Cuba”.

también te puede interesar