Nicaragua

Trapiches de Carazo ya tienen el sabor de los dulces de La Purísima

De ahí salen las deliciosas cajetas de coco, negra, de leche, nancite encurtido y gofio, pelotas de trigo, entre otras golosinas deliciosas

Trapiches
Trapiches |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

La localidad Santa Teresa, en Carazo, huele al dulce de la caña que muelen los trapiches para convertirla en las deliciosas cajetas de coco, negra, de leche, nancite encurtido y gofio, pelotas de trigo, entre otras golosinas deliciosas que son repartidas durante las celebraciones de Purísima cada 7 y 8 de diciembre.

Don Bayardo Alemán es propietario del trapiche La Loma, ubicado en el kilómetro 53 de la Carretera Sur, donde laboran ocho personas, pero en temporada alta la cantidad de familias trabajando aumenta debido a la demanda de dulce.

Todo inicia con la siembra de la caña, que cuando esté preparada se corta y los cargadores, con sus carretas haladas por caballos o por bueyes, llevan el corte hasta los trapiches, donde manos laboriosas esperan para procesarlos.

Ahí introducen la caña a la máquina de triturar donde se extrae el jugo, luego pasa al sartén caliente, que mide aproximadamente seis metros cuadrados y donde se remueve el jugo de la planta a altas temperaturas hasta que condensa y se convierte en un líquido espeso que es chorreado en los moldes. Ahí reciben un tiempo estipulado para luego sacarlos y empacarlos para comercializarlos.

Esta manera de trabajar ha pasado de generación en generación y con ello se hacen productos tradicionales de Nicaragua.

mel/ybb

también te puede interesar