Nicaragua

En la Nicaragua de Rubén Darío florece una maravilla: la Paz

Este 18 de enero todo el país recuerda al Padre del Modernismo en el aniversario 152 de su natalicio, destacó la Vice Presidenta, Compañera Rosario Murillo

RubenDario
Rubén Darío |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

Era viernes, como hoy, el 18 de enero de hace 152 años. A la entonces población de Metapa, y a Nicaragua toda, le nacía un hijo que no solo cambiaría el nombre de la ciudad, sino la definición de poesía.

Si le hablamos de Félix Rubén García Sarmiento, quizá el nombre no sea tan familiar. Pero cuando se dice Rubén Darío, enseguida uno cae en la cuenta de que es un nombre de grandeza.

Su poesía se hizo inmortal, destacó la Vice Presidenta de la República, Compañera Rosario Murillo, al anunciar que en todo el país, y especialmente en Ciudad Darío, se festejará este 18 de enero el aniversario del natalicio del Príncipe de las Letras Castellanas.

Rosario compartió luego el poema Alma mía, del autor de “Azul”:

Alma mía, perdura en tu idea divina;
todo está bajo el signo de un destino supremo;
sigue en tu rumbo, sigue hasta el ocaso extremo
por el camino que hacia la Esfinge te encamina.
Corta la flor al paso, deja la dura espina;
en el río de oro lleva a compás el remo;
saluda el rudo arado del rudo Triptolemo,
y sigue como un dios que sus sueños destina…
Y sigue como un dios que la dicha estimula,
y mientras la retórica del pájaro te adula
y los astros del cielo te acompañan, y los
ramos de la Esperanza surgen primaverales,
atraviesa impertérrita por el bosque de males
sin temer las serpientes; y sigue, como un dios…

“Como un dios que la dicha estimula, con los Astros acompañándonos, con los ramos de la Esperanza surgiendo primaverales, atravesando impertérritos el bosque de males sin temer las serpientes; y seguimos, como un dios, o con Dios”, afirmó la Vice Presidenta.

Nicaragua entera recuerda este viernes no solo al poeta, sino al hombre que fue periodista, diplomático y se erigió como uno de los máximos genios literarios de la lengua española.

Lea también: Especial de La Voz del Sandinismo a propósito del Centenario del tránsito a la inmortalidad de Rubén Darío

El genio de Darío no conoció límites. Con “Prosas Profanas” el bardo inscribió un poemario cuyas aportaciones lo llevaron a ser considerado el padre del Modernismo.

““Veréis en mis versos princesas, reyes, cosas imperiales, visiones de países lejanos e imposibles (…) Detesto la vida y el tiempo en que me tocó nacer”, afirmó Darío en sus Palabras Liminares, la introducción de la obra, con lo cual mostraba su aversión por los males sociales de su época.

El Modernismo representaba precisamente un proyecto contra esos males, ya que plasmaba que si la belleza no estaba en lo real, debía ser buscada en el arte.

Lea también: Historias de mis libros (Parte 1) (Parte 2)  y (Parte 3)

“El mérito principal de mi obra, si alguno tiene, es el de una gran sinceridad, el de haber puesto mi corazón al desnudo”, expresó Rubén Darío en el “Prefacio” a Cantos de Vida y Esperanza, tercer y último artículo de la compilación Historias de mis libros que puede descargar aquí.

Como parte de los honores al bardo —que transitó a la inmortalidad el 6 de febrero de 1916—, la Compañera Rosario anunció que este viernes se inaugura en León el “XVII Simposio Internacional Rubén Darío, Embajador de la Paz”, al que asistirán más de 200 delegados de varios países.

Asimismo, en Ciudad Darío se realizará una alborada, serán cantadas Las Mañanitas, habrá un desfile de carrozas y presentaciones de la Orquesta Nacional y el Ballet Folklórico Texolnahuatl, todo ello en honor a nuestro Rubén.

Rosario apuntó que, como dice Rubén, en Nicaragua estamos hoy “atravesando impertérrito por el bosque de males sin temer las serpientes; y siguiendo, con Dios, porque ramos de Esperanza surgen primaverales, y los Astros del Cielo nos acompañan. Perduramos en nuestras Ideas Divinas”.

Destacó también que en la Nicaragua de Darío “florece esa Maravilla: ¡La Paz! El Tesoro de nuestro Pueblo es la Paz y lo fortalecemos todos los días, y Vamos Adelante con una Política de Estado para una Cultura de Diálogo, Reconciliación, Seguridad, Trabajo y Paz, que es lo que queremos todos”.

abc/ale

también te puede interesar