Nicaragua

Estos son días para el Cariño y para el encuentro con todos y por el Bien de todos

Rosario subrayó que debemos continuar sembrando y abriendo los surcos de la concordia, para desterrar por siempre los rencores y resentimientos

Estos-son-días-para-el-Cariño-y-para-el-encuentro-con-todos-y-por-el-Bien-de-todos
Paz, Fraternidad y Buena Voluntad |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

La Vice Presidenta de la República, Compañera Rosario Murillo, deseó que todas las familias nicaragüenses vivan en estos días de Navidad el “Nacimiento del Mesías, para aprender de Su Amor y hacer realidad Su Mensaje de Paz, Fraternidad y Buena Voluntad, en nuestra Nicaragua”.

A través de los medios del poder ciudadano, expresó que en estas fechas también recordaremos con profundo respeto y reconocimiento, a [email protected] [email protected] [email protected] nicaragüenses que perdimos, en los días terribles de egoísmo y destrucción.

“Recordamos con reverencia sublime a todos los hijos de Nicaragua que la tragedia impuesta nos arrebató, y nuestras oraciones acompañan a las familias y amistades de esos hermanos cuya ausencia deja un vacío infinito que solo puede llenar la Fe en Nuestro Dios, que todo lo puede”, subrayó.

A pesar de esta situación que provocó tanto dolor en muchas familias, Rosario reiteró que “estos son días para el Cariño… días para la Reflexión… días para el encuentro de todos, con todos y por el Bien de todos. Días de Navidad que, como dice el Papa Francisco, es Amor renovado que vence siempre”.

Resaltó que debemos continuar sembrando y abriendo los surcos de la concordia, al tiempo que debemos desterrar para siempre los rencores y resentimientos.

“Nicaragua está consagrada a Cristo Jesús y a María Su Madre. Nicaragua es Cristiana, es Amorosa y Generosa. Vivimos de Fe, Amor y Esperanza. ¡Nicaragua está hecha para la Vida, para la Gloria, para la Fraternidad, para la Prosperidad!”, expresó la Compañera.

Invitó también a recordar a los seres queridos que están en otro plano de Vida, a quienes debemos agradecer lo que nos dieron y lo que nos dejaron.

“¡Los recordamos, los tenemos aquí con nosotros! Y a quienes perdimos hermanos, familiares, compañeros, amigos, en los meses de oscuridad, la certeza en la Palabra de Dios”, manifestó.

Asimismo, instó a las familias nicaragüenses a amarse unas a otras, de acuerdo con el mandato que nos ha dado Nuestro Salvador. “Ese es el Mandato que tenemos: Amor entre nosotros, Amor y Esperanza, Amor y Reconocimiento de Nuestro Salvador, de Nuestro Redentor… ¡Vida Eterna! ¡Amor, Amor y Paz!”.

“La Promesa para Nicaragua es Cariño, Encuentro, Reconciliación, Trabajo y Paz… ¡Prosperidad!”, aseguró la Vice Presidenta.

“Así queremos Vivir en Nicaragua otra vez. Este fue un paréntesis, que sin olvidar a nuestros Seres Queridos, los que nos fueron [email protected] en esos días terribles, tenemos que saber trascender para, creyendo en Dios, creyendo en Jesucristo que es Amor, creyendo en nosotros mismos que estamos hecho a Su Imagen y Semejanza. ¡Vayamos adelante!”, exhortó.

abc/ana

también te puede interesar