Nicaragua

Comandante Gaspar García Laviana, ejemplo para construir la paz y la felicidad de los nicaragüenses

Su legado está vigente en los programas y proyectos sociales que impulsa el Gobierno Sandinista en beneficio de las familias de nuestro país

gaspargarcialaviana
Gaspar García Laviana |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

La Vice Presidenta de la República, Compañera Rosario Murillo, informó que se realizarán diversas actividades este 11 de diciembre para conmemorar el aniversario 40 del tránsito a la inmortalidad del Padre Gaspar García Laviana, conocido como el Comandante “Martín”.

En Rivas hay cantidad de homenajes que empiezan desde la mañana. En Cárdenas, donde cayó, se va a inaugurar un Monumento, y luego por la tarde en Tola, precisó a través de los medios del poder ciudadano.

Gaspar García Laviana estudió en Valladolid y el año 1966 marcó la celebración de su primera misa en su pueblo natal.

Llegó a nuestro país hacia 1969 para desempeñarse como padre y misionero en la parroquia de Tola, en Rivas, donde se presentó como voluntario ante la falta de párrocos en la zona. Años más tarde se trasladaría a San Juan del Sur.

Su convivencia entre el pueblo más humilde de Nicaragua le permitió conocer de primera mano la terrible situación en la que se vivía debido a las continuas vejaciones cometidas por la dictadura de Anastasio Somoza.

Desde el lado de los más pobres conoció la hambruna, las desigualdades sociales, las torturas, el maltrato a los campesinos, el enriquecimiento de unos pocos frente a la pobreza de la mayoría de los nicaragüenses.

En medio de este contexto adverso solicitó escuelas y dispensarios médicos, pero al ver que este estado de cosas se mantenían y conocer la existencia de los guerrilleros que luchaban contra la tiranía opresora decidió formar parte del Frente Sandinista de Liberación Nacional, integrado por jóvenes honestos y los mejores hijos de Nicaragua, como expresó en una carta enviada a los y las nicaragüenses.

“Yo he resuelto sumarme como el más humilde de los soldados del Frente Sandinista a esta guerra que en mi conciencia es justa. La insurrección revolucionaria puede .ser legítima en caso de tiranía evidente y prolongada, que atente ‘a los derechos fundamentales de la persona y dañe gravemente el bien común, ya provenga de una sola persona, ya de estructuras evidentemente injustas”, manifestó en la misiva.

El Comandante Gaspar García Laviana murió en la madrugada del 11 de diciembre en la localidad de El Infierno. Cuando pasó a la vida eterna contaba con solo 37 años de edad. Radio Sandino, que trasmitía en la clandestinidad, comunicó la noticia de su muerte temprana.

Su legado está vigente en los programas y proyectos sociales que impulsa el Gobierno Sandinista en beneficio de las familias nicaragüenses.

Su ejemplo se mantiene vivo en cada joven que en Nicaragua trabaja con la convicción de convivir en paz y construir entre todos la felicidad de nuestro país.

ale/ana

también te puede interesar