Nicaragua

Rosario: Nos llamamos todos a detener la violencia

Tenemos que trabajar muy duro para dejar atrás los odios, rencores y resentimientos, aseguró

Tenemos que trabajar muy duro para dejar atrás los odios, rencores y resentimientos
Tenemos que trabajar muy duro para dejar atrás los odios, rencores y resentimientos |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

La Vicepresidenta de la República, Compañera Rosario Murillo, reiteró que en Nicaragua tenemos que trabajar muy duro para dejar atrás los odios, rencores, resentimientos, “y trabajar juntos por el encuentro, cariño, justicia, diálogo, la vida buena que todos merecemos”.

A través de los medios del poder ciudadano, destacó el comunicado de la Comisión de Mediación y Testigo, que hizo un llamado al cese de toda agresión y actos violentos en el país.

Ayer a todos nos llenó de esperanza el comunicado de la Comisión de Mediación y Testigo del diálogo nacional, se hizo un llamado al cese inmediato de toda forma de violencia, al cese de toda agresión contra cualquier medio de comunicación, y se condenaron ataques contra la UNI y Tu Nueva Radio Ya, indicó.

Recordó que tanto la delegación del Gobierno como la delegación de la Alianza expresaron su disposición de reanudar el diálogo nacional en la mesa plenaria.

La Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía acotó que a pesar de ese comunicado hemos vivido la continuidad de la violencia y la agresión, con la participación de bandas delincuenciales con armas de fuego que desatan todo tipo de vandalismo contra las familias trabajadoras e instituciones que sirven a las familias.

En ese sentido, exhortó a llamarnos todos al cese de la violencia y a promover la paz, el diálogo y la justicia.

Se refirió a la destrucción del Mercado de Artesanía en Masaya, el juzgado de la Familia, centros comerciales y la continuidad de los tranques.

Eso lo que genera es inseguridad a las familias, de verdad son ataques de odio a las familias (…) son unos actos de vandalismo incomprensibles en Nicaragua, ese afán de andar quemando que muestra el odio, sobre todo espíritu con una decisión de violentar a las personas pacíficas que necesitan de sus trámites, de su trabajo, pagar sus deudas, afirmó.

Subrayó que todos nos sentimos convocados a seguir pidiéndole a Dios que cesen los ataques de odio en Nicaragua y que trabajemos todos juntos para instalar las mesas de diálogo.

Cumplir con las propuestas que emanan de las mesas de diálogo y de verdad y de corazón cuando se toman acuerdos en esa mesa de diálogo disponernos a cumplirlos por el bien de Nicaragua y por el bien de las familias nicaragüenses. Es a las familias nicaragüenses que se están violentando, a las que estamos irritando, molestando, llenando de sentimientos de inseguridad y de dolor todos los días, manifestó.
mem/ele

también te puede interesar