Nicaragua

León corona a su virgen

La Gritería Chiquita es una tradición que se celebra desde hace 70 años

La Virgen María
La Virgen María |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

Los católicos leoneses, siguiendo con la tradición de la Gritería Chiquita, coronaron este sábado a la virgen Asunción de María previo a los festejos de cada 14 de agosto.

Este año, la Gritería Chiquita o Penitencia, cumple 70 años de tradición en la que, además de realizarse una misa, se reparten dulces en diversas viviendas.

Estas celebraciones se originaron  luego de la erupción del volcán Cerro Negro en 1947. En aquel momento de tragedia, el pueblo leonés fue convocado por el obispo de ese entonces, Isidro Oviedo Reyes, para orarle a la virgen de la Asunción para que ayudará a calmar la furia del coloso.

El obispo entonces prometió que celebrarían desde entonces una Gritería de Penitencia donde el brindis o la gorra serian estampas religiosas alegóricas a la Asunción de María que se aclama los 15 de agosto.

Este sábado en la Catedral de León el Monseñor Bosco Vivas Robelo ofició una misa donde instó a los feligreses a seguir rezando el Santo Rosario.

En sus palabras en la feligresía que acudió a la catedral de León dijo que hace 70 años buscaron la ayuda de la Virgen y, para no quedarse sin su ayuda,  desde hace 70 años se cumple  lo que se le prometió.

Otra tradición de esta Gritería es que las familias levantan un altar a la Asunción de María y se entregan diversos tipos de dulces.

El grito se realiza desde la catedral de León a las seis de la tarde y luego se lanzan cohetes y otros enseres, además se bailan las gigantonas y las familias comienzan sus recorridos por los diversos barrios de la ciudad universitaria.

ale/ybb

también te puede interesar