Nicaragua

La historia de San Rafael del Sur escrita en piedra

Esta localidad guarda importantes símbolos de los antepasados

La historia de San Rafael del Sur escrita en piedra
La historia de San Rafael del Sur escrita en piedra |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

El municipio de San Rafael del Sur guarda rastros imborrables de la historia del país. En ocho sitios arqueológicos de esa localidad, está grabada toda la vida y creencias de este pueblo antes de ser colonizado por la corona española.

Esos espacios históricos fueron descubiertos de manera accidental, resultado de excavaciones en busca del material que guarda el suelo de San Rafael, característico por su calidad y utilidad para la construcción.

Algunos guardan relación entre sí, pero a ciencia cierta, se desconoce el significado real de lo allí calado. Se distinguen algunos animales como monos y otras figuras más abstractas que algunos interpretan como hombres alados o serpientes emplumadas.

Doña Cecilia Madrigal es la segunda generación que resguarda los tallados precolombinos de la cueva de “La Gallina” ubicada en su propiedad. El sitio recibe su nombre por un peculiar dibujo que se asemeja a esta ave que, según se cuenta, por las noches transmutaba de la roca y perseguía a los lugareños.

Madrigal recuerda como su padre y madre cuidaban con esmero el patrimonio que heredaron de sus ancestros.

Con el tiempo el sitio fue estudiado por arqueólogos de la ciudad de León, quienes también hallaron restos funerarios indígenas; tinajas de barro conteniendo osamentas que, una vez estudiadas, fueron nuevamente enterradas.

Vestigio importante de la historia también son las marcas de animales no identificados a plenitud. Allí, sobre un lienzo duro formado hace largo tiempo con alguna especie de barro, las pisadas de venados, felinos y algún otro cuadrúpedo de pequeñas dimensiones, se extienden en una leve hondonada algo extraviada entre el follaje tropical y el adoquinado que atraviesa el municipio.

El municipio parece haber tenido la necesidad de mantener un hilo conductor de su historia y documentarla de cualquier forma que le sea posible.

Pero también en San Rafael del Sur tienen resguardo las primeras esculturas de Miguel Ángel Abarca, un artista autodidacta de reconocimiento nacional e internacional y originario de esa tierra.

Sobre una colina en las cercanías del casco urbano de la ciudad, se disponen estos monumentos, fieles testigos del paso de los años que saludan a todo el que atraviesa los senderos del municipio.

También se erigen por todo el municipio y forman parte de su historia, hornos colosales donde se funde la piedra caliza para obtener la cal, del mismo modo en el que se hacía en el tiempo de la colonia.

Es la actividad que aún hoy en día muchas familias utilizan como principal medio de subsistencia diaria.

El alcalde del municipio, Noel Cerda, explica que todos estos lugares forman parte del patrimonio nacional que busca ser rescatado por el Gobierno Sandinista para que los nicaragüenses puedan reencontrarse con sus costumbres originarias.
mem/ybb

 

también te puede interesar