Nicaragua

Nicaragua despide agradecida a Sor Emilia Rachela

El Arzobispo de Managua, Cardenal Leolpoldo Brenes, ofició  una misa de cuerpo presente en la Catedral de Managua

cardenal-leolpoldo-brenes_1
Catedral de Managua | Jairo Cajina

LA VOZ DEL SANDINISMO |

La comunidad educativa del colegio Maria Mazzarello, hermanas de la Congregación Hijas de María Auxiliadora, y amigos despidieron por última vez a Sor Emilia Rachela.

El Arzobispo de Managua, Cardenal Leolpoldo Brenes, ofició  una misa de cuerpo presente en la Catedral de Managua.

Asistieron a las honras fúnebres la Ministra de la Familia, Marcia Ramírez; la Ministra de Salud, Sonia Castro y la Ministra de Educación, Miriam Raudez.

Sor Emilia Rachela entregó su vida a Dios sirviendo a los más desfavorecidos de Nicaragua y ayudándolos a convertirse en seres humanos útiles.

En esta hora muchos nicaragüenses le agradecen su compromiso con los más necesitados, así como todo el amor que entregó.

«He escuchado algunas expresiones cuando hemos conocido de la partida de Sor Emilia físicamente entre nosotros una gran pérdida… Y yo digo: No, más bien una ganancia grande, una ganancia para nosotros como religiosos, una ganancia para el laicado, porque en ella encontramos en nuestras vidas un punto de referencia (…) Toda una vida en Nicaragua y toda una vida en Nicaragua en obediencia. Fue llamada por el Señor y enviada por el Señor a través de sus superiores a esta Tierra, con la cual se identificó y amó intensamente, cumpliendo el llamado del Señor y dejándolo todo lo siguió», expresó el Cardenal Leopoldo Brenes.

Sor Elia María Flores, de la Congregación Hijas de María Auxiliadora para Centroamérica Sur, manifestó al término de la Eucaristía su agradecimiento al Presidente de la República, Comandante Daniel Ortega, por todo el apoyo brindado a Sor Emilia Rachela para realizar su obra en Nicaragua a favor de la educación de los niños y jóvenes nicaragüenses.

«Ella recibió la Orden Rubén Darío, recibió todo el cariño, todo el apoyo porque reconocieron en ella a una mujer de servicio a los demás, de servicio a la educación, sobre todo en la formación de maestras y en la formación de los niños y las niñas en quienes también promovió la enseñanza de la música», resaltó Marcia Ramírez, titular del Ministerio de la Familia.

Subrayó el legado de amor y de alegría dejado por Sor Emilia, el cual se convierte en compromiso para seguir luchando por la mejor calidad de la educación,  de la vida de las familias,  por nuestros niños, niñas y adolescentes que fueron la razón de su vida y su permanente motivación.

ale/ana

también te puede interesar