Nicaragua

“Fidel no ha muerto”, defiende Nicolás Maduro en La Habana

El mandatario suramericano realzó la figura y el legado del líder histórico de la Revolución cubana durante los homenajes póstumos realizados en la capital de la mayor de las Antillas

“Fidel no ha muerto”, defiende Nicolás Maduro en La Habana
|

Redacción Central |

Fidel Castro no ha muerto, pertenece al linaje de los que se quedan vigilando, como Simón Bolívar, José Martí y Hugo Chávez, aseveró este martes en La Habana el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, durante un multitudinario homenaje póstumo realizado en esa ciudad al líder histórico de la Revolución cubana.

Ante una colmada Plaza de la Revolución, Maduro subrayó que no hay una manera mejor de decir “hasta pronto” a Fidel que la masiva asistencia a ese sitio histórico, en donde confluyeron hombres y mujeres de los cinco continentes para recordar a uno de los revolucionarios insignes de la historia.

Maduro recordó que nunca pudieron los enemigos del fallecido líder dar al traste con sus sueños de justicia, como tampoco podrán ahora, subrayó.

En tal sentido, se refirió al respaldo internacional con que cuenta la mayor de las Antillas, a cuya vanguardia colocó a su país, Venezuela, y a la Revolución Bolivariana, encabezada por Hugo Chávez.

Cuando todo parecía acabado en el mundo, la luz de Bolívar se encendió nuevamente con el Comandante Chávez, discípulo de Fidel. “La Revolución Bolivariana y la Revolución cubana son hermanas por siempre, porque para ello trabajaron sus gigantes fundadores, Fidel y Chávez”, apuntó.

Hemos venido desde Venezuela para honrar al eterno joven rebelde que es Fidel Castro, dijo Maduro, quien recordó que ahora corresponde a sus seguidores continuar la obra del líder barbudo de la Sierra Maestra.

Fidel sobrecumplió su tarea, se va invicto, absolutamente absuelto por la historia de la Patria Grande, enfatizó.

De acuerdo con Maduro, Fidel Castro es también hijo de Venezuela, porque hizo posible que hasta ese país suramericano fuesen médicos, maestros, trabajadores sociales que ayudaron a sacar a las personas de la ignorancia y a combatir flagelos como las drogas y la pobreza.

El presidente venezolano opinó que, tal como hizo Fidel en 1956, hay partir a bordo del yate Granma cada vez que la situación lo amerite. “Fidel partió nuevamente en el Granma y vuelve hecho millones dentro del pueblo cubano y los pueblos del mundo”, subrayó.

Hoy nos toca a nosotros levantar las banderas de la Patria Grande, la dignidad y el socialismo del siglo XXI para honrar al líder histórico de la Revolución cubana, enfatizó.
mem/tgp

también te puede interesar