Nicaragua

Rosario: En Nicaragua estamos recogiendo la cosecha viviendo tiempos de victorias

Afianzar estos tiempos de victorias es el trabajo en estas semanas en las que realizamos visitas, encuentros, asambleas, conversando con las familias sobre todo lo que Dios nos ha dado ya y cómo podemos desde esos dones seguir creciendo, afirmó

Vicepresidenta de la República, Compañera Rosario Murillo
Rosario Murillo, Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

La Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, Compañera Rosario Murillo, destacó que en Nicaragua estamos recogiendo la cosecha viviendo tiempos de victorias de la mano de Dios.

Cómo nos sentimos orgullosos de ser parte de esa lucha para afianzar todos los dones que Dios, nuestro Señor, nos regala, que riega sobre Nicaragua para que nosotros los cultivemos y recojamos la cosecha, recalcó.

A través de los medios del poder ciudadano, insistió en que afianzar estos tiempos de victorias es el trabajo en estas semanas en las que realizamos visitas, encuentros, asambleas, conversando con las familias sobre todo lo que Dios nos ha dado ya, “y cómo podemos desde esos dones seguir creciendo, seguir creando prosperidad cultural, social, y material, seguir avanzando contra todas las formas de pobreza para liberarnos de la pobreza espiritual, social, material y seguir entonces prosperados, prosperando, creando todos juntos las victorias”.

Rosario se refirió a la plática que tuvo con los compañeros consejeros de familias que asisten a un congreso nacional, en la que les habló del concepto de prosperidad que trabajamos en Nicaragua.

La prosperidad en los valores, en la conciencia, en la capacidad de comprensión, de diálogo, de entendimiento, de respeto a la dignidad de las personas, la prosperidad en esa fortaleza que tenemos en nuestra Nicaragua de tratar de ser cada vez mejores porque somos cristianos y como cristianos sabemos que en la hermandad, en la fraternidad está la luz y está la posibilidad de ir adelante porque en hermandad, en fraternidad, en respeto, en todo lo que representa la prosperidad en la conciencia y en los valores, estamos afianzando la estabilidad que procura también la prosperidad material, explicó.

Aseguró que desde la prosperidad de nuestras conciencias, de la puesta en práctica de nuestros valores, desde la prosperidad de la vida cotidiana más armoniosa, más respetuosa, más digna en la familia, en el barrio en la comunidad y en todo el país, “desde esa prosperidad de alma, de espíritu, de corazón, buen corazón que crea esperanza, buen ánimo, optimismo, que desarrolla confianza, podemos plantearnos la prosperidad material”.

Gracias infinitas a Dios en nuestra Nicaragua, un buen día hoy, hemos estado atendiendo los encuentros, un foro de Juventud de Centroamérica, Juventudes reunidas reclamando su espacio dentro del Sistema de Integración Centroamericana, proponiéndole a la reunión de presidentes y altas autoridades de fin de año un espacio para la Juventud, un espacio para los gobiernos locales, para la economía familiar que son rasgos propios de nuestra identidad mesoamericana y de nuestra batalla y lucha protagónica por una vida mejor en nuestra región, añadió.

Igualmente mencionó que mantienen la comunicación con los alcaldes de todo el país que se reunieron para dialogar sobre todos los programas y proyectos, “inauguraciones que estamos trabajando en estos días victoriosos, días en los que elevamos el espíritu, el corazón a Dios nuestro señor, invocando la fuerza, el ánimo de victorias, porque es de su mano que estamos viviendo estos tiempos de victorias”.

Ayer estuvimos conversando con el Consejo y el Congreso Nacional de Juventud hablándole del orgullo que sentimos de contar con esta Juventud crecida en conciencia, prosperada en conciencia, que está dispuesta a realizar sus sueños personales y a través de la realización de sus sueños personales alcanzar el sueño de la Patria libre de pobreza, la Patria educada, cultivada, prosperada en conciencia y materialmente, la Patria que todos tenemos el privilegio, el don precioso de estar construyendo, afirmó.

Reconoció que este pequeño país en el centro de América es un milagro, “un país que ha sufrido tanto conflicto, tanta guerra en el pasado y que ha dejado atrás el conflicto, la guerra, la desunión, un milagro, la unidad de las familias nicaragüenses por el bien común, un prodigio que nos toca afianzar todos los días”.

evm/ele

también te puede interesar