Nicaragua

Centroamérica tiene el reto de eliminar la pobreza, afirma Presidente Daniel

Destacó que la región continúa demostrando su compromiso con la paz, a pesar de no contar con los recursos suficientes para hacerle frente a los males

LA VOZ DEL SANDINISMO |

El Presidente de la República, Comandante Daniel Ortega, destacó este miércoles que la lucha contra la pobreza en todos sus niveles es uno de los retos de la región centroamericana.

Durante su encuentro en Managua con los diputados del Parlamento Centroamericano (Parlacen), el Comandante Daniel indicó que esa batalla se debe librar a base de trabajo, educación y salud. A pesar de los precarios recursos, los países del área hacen todos los esfuerzos necesarios para cumplir con estas metas, expresó.

Recordó que este año se cumple el 30 aniversario de la Declaración de Esquipulas I, donde se asumió el desafío de convocar a todos los presidentes de Centroamérica para lograr la paz en la región.

Destacó que el Presidente de Guatemala, Vinicio Cerezo, fue en aquel momento el gran artífice de esa histórica reunión, a pesar de que Estados Unidos conspiró contra la asistencia de los mandatarios José Napoleón Duarte, de El Salvador, y José Azcona Hoyo, de Honduras.

Tres décadas después de la trascendental iniciativa, Daniel señaló que la presencia de los presidentes de estos dos países fue un acto de heroísmo. Además, destacó el proceder de Oscar Arias, de Costa Rica, porque entre ellos, sin acompañantes de ninguna potencia, lograron sacar a flote el compromiso de la necesidad de la paz.

Rememoró que la convocatoria sirvió para firmar el acta de Contadora para la Paz y la Cooperación en Centroamérica. Los puntos suscritos fueron crear y complementar esfuerzos de cooperación para fortalecer el diálogo, la democracia, el pluralismo en la región y la creación del Parlamento Centroamericano.

Asimismo, indicó que en Esquipulas II, del 7 de agosto de 1987, se formularon la pertinencia de hacer prevalecer el diálogo y la razón y establecer al Parlacen como símbolo de independencia y reconciliación a la que se aspiraba en la región.

Manifestó que eso parecía un sueño nada más, aunque con el paso de los años se puso fin a la guerra en Nicaragua y posteriormente en el resto del área. Sobre nuestro país, señaló que el Cardenal Miguel Obando y el Reverendo Gustavo Parajón jugaron un importante papel para la reconciliación con la Resistencia Nicaragüense.

En este punto, resaltó la larga trayectoria de Obando en estos procesos. En Nicaragua la guerra era tan terrible que los equipos de negociación no querían ni siquiera verse, refirió.

El Presidente Daniel subrayó que los latinoamericanos siguen demostrando en 2016 su compromiso con la paz, ahora con la firma en Colombia y la tranquilidad en América Latina.

No escondió su inmenso deseo de que esta experiencia pacífica se trasladara a otras regiones del planeta donde se ha impuesto el terror y las armas atómicas son otra amenaza para la estabilidad del planeta.

Por tales motivos, solicitó fortalecer el Sistema de la Integración Centroamericana (SICA), porque resulta un instrumento que busca avanzar en la ampliación de las relaciones y acuerdos comerciales con otras naciones desarrolladas, donde hay interés y sensibilidad por nuestra región.

El SICA –dijo- es un punto de referencia para la comunidad mundial, lo cual permite un acercamiento más fácil que si se hiciera de manera bilateral.

Sobre el Parlacen, opinó que es un organismo fortalecido, crecido y consolidado con el paso del tiempo después de la incorporación de República Dominicana y Panamá.

Indicó que la Corte Centroamericana tiene el reto de ampliarse, debido a que de cinco países solo tres participan activamente y “lo importante es irse fortaleciendo, creciendo y dotando de un mejor y mayor rol a este organismo”.

El Comandante Daniel expresó a los pueblos, parlamentos y presidentes de Centroamérica, que Nicaragua está a la disposición de todos ellos para fortalecer la unidad e integración.

Afirmó que Nicaragua está dispuesta a mejorar las relaciones con Costa Rica en todos los campos para fortalecer el mecanismo del SICA, pues resulta la principal manera de garantizar la paz y luchar contra la pobreza en la región.

Lamentó que en esto se haya cruzado en el camino el problema del narcotráfico y el crimen organizado, el cual tiene su gran mercado en Estados Unidos, quien a pesar de sus capacidades no ha logrado frenar el problema en su propio territorio.

Esto no es más que símbolo de la corrupción reinante en ese país norteño, manifestó Daniel antes de aseverar que Centroamérica batalla contra esta gran presión, sobre todo los países del Triángulo del Norte, a pesar de no contar con los suficientes recursos para hacerle frente a estas situaciones.

Debido a ello, aseguró que la región espera un mayor compromiso de Estados Unidos para combatir el lavado de dinero, la corrupción y la distribución de drogas en sus ciudades.
mem/jos

también te puede interesar