Nicaragua

Comienzan cirugías a corazón abierto en Hospital La Mascota

Entre las afectaciones congénitas que se están tratando están la transposición de grandes vasos y la tetralogía de fallot

Jornada de cirugías cardiológicas
|

Redacción Central |

Las jornadas de cirugías a corazón abierto que comenzaron este lunes en el Hospital La Mascota  por un grupo de cirujanos españoles tienen como propósito corregir afectaciones congénitas como transposición de grandes vasos y la tetralogía de fallot en diez niños nicaragüenses recién nacidos y de otras edades.

La importancia de estas complejas intervenciones quirúrgicas, sobre todo en niños recién nacidos con padecimiento de transposición de las grandes arterias, es que de no erradicarse a tiempo puede causar la muerte de los pacientes durante los primeros meses de vida.

Constancio Medrano, jefe de cardiología infantil del hospital Gregorio Marañón de Madrid, explicó que este tipo de operación es muy detallada, pero permite en la mayoría de los casos que el infante tenga en el futuro  una vida normal sin tener que ser reoperado.

Lea también: Solidaridad española permite corregir cardiopatías en niños nicaragüenses

El doctor Gerardo Mejía, parte del equipo de cirujanos de Nicaragua, explicó que  se operarán dos niños por día, ya que son cirugías complejas que requieren la participación de un grupo amplio de especialistas, así como el cuidado de personal de enfermería.

Los primero infantes intervenidos quirúrgicamente fueron dos varones de apenas siete días de nacido, dadas las severas alteraciones cardiopáticas que presentaron al nacer, informó.

Mejía explicó que este plan de cirugías a corazón abierto, que realizan los médicos españoles de la Organización Internacional Esperanza, forma parte de un programa apoyado por el Ministerio de Salud y el gobierno de Nicaragua.

De esta manera se contribuye al aumento de la capacidad de los especialistas nacionales para enfrentar intervenciones de este tipo, al tiempo que se ayuda a niños con complejos padecimientos cardiopáticos.

Por su parte el médico español Juan Miguel Gil Jaurena, jefe de cirugía Cardiaca del Hospital Gregorio Marañon, explicó que las familias deben estar atentas al desenvolvimiento de los niños en sus primeras etapas de vida.

Señaló como indicios de alerta la falta de crecimiento de los niños, de fuerza para realizar acciones como alimentarse del pecho materno, así como tomar una coloración azul cuando lloran o hacen cualquier esfuerzo.
mem/ana

también te puede interesar