Nicaragua

Masayas honran a piloto nica que dio su vida por la libertad de Cuba

Hace 55 años Carlos Ulloa se puso en primera fila para defender la isla caribeña de la invasión mercenaria yanqui

Redacción Central |

El heroísmo del piloto nicaragüense Carlos Ulloa, quien diera su vida por la libertad de Cuba en las arenas de Playa Girón, fue recordado en Masaya con varias actividades este martes.

El Comité de Solidaridad con Cuba, la Alcaldía de Masaya y el Ministerio de Salud organizaron la jornada de recordación, la cual inició con una ofrenda floral depositada en el busto del Héroe que se encuentra en el parque central de la ciudad.

Luego, médicos cubanos brindaron consultas gratuitas a los masayas, un gesto de amor que honra la actitud valiente de Ulloa y refuerza la hermandad entre nuestras naciones.

En esta jornada, además de consultas, fueron vacunados decenas de niños como parte de la campaña nacional que promueve el Gobierno Sandinista desde inicios de este mes de abril.

También hubo una representación de bailes folklóricos de la Ciudad de las Flores, presentaciones deportivas y actividades con los más pequeños de casa.

Carlos Ulloa combatió en Playa Girón durante la invasión mercenaria a Cuba en abril de 1961, hace 55 años. Fue la cúspide de su carrera como revolucionario, iniciada con una rebelión contra la tiranía somocista en 1957, razón por la cual sufrió cárcel hasta que logró fugarse y asilarse en Costa Rica.

Ulloa, luego del triunfo de la Revolución Cubana, se fue a la isla y se puso en contacto con el Comandante Camilo Cienfuegos para incorporarse a las Fuerzas Armadas Revolucionarias (el ejército rebelde de Cuba se transformó en este cuerpo de defensa).

Al ocurrir el ataque a Playa Girón, el 17 de abril, salió pilotando un Sea Fury que fue derribado por un B-26 enemigo. Murió a las 9 de la mañana.

En el primer aniversario de los sucesos, el 17 de abril de 1962, el Comandante Raúl Castro, actual presidente de Cuba, dijo:

“Luego conocimos de la muerte de compañeros como Carlos Ulloa, era un nicaragüense que cayó defendiendo la Revolución Cubana porque sabía que era la revolución de América Latina la que estaba defendiendo. Mientras en Nicaragua, Somoza y el Imperialismo preparaban y mandaban los barcos invasores desde Puerto Cabezas, aquí en Cuba, como para lavar la afrenta que esos traidores echaban sobre su país, Carlos Ulloa entregaba su sangre generosa”.

55 años después, la lucha de Ulloa no fue en vano, y América Latina es más libre que nunca, incluida su Nicaragua amada.
mem/ale

también te puede interesar