Nicaragua

Ese fenómeno llamado El Niño se retira, pronostica INETER

La institución indicó que continuará el calor en abril, pero que próximamente llegará el invierno después de dos años y medio de sequía

Fenómeno El Niño
Impacto del Fenómeno El Niño |

Redacción Central |

El Asesor Científico del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter), doctor José Antonio Milán, señaló este lunes que el fenómeno El Niño va desapareciendo, tras dos años de sequía en la región.

Durante un encuentro con alcaldes de todo el país, Milán indicó que siempre entre marzo y abril se producen cambios bruscos en el comportamiento energético de los Océanos. “A partir del día 23 de marzo, se inició un proceso de cambio repentino en las tendencias, y en 20 días se redujo la cantidad de calor en el Océano Pacífico en casi un grado”, refirió.

Por tales motivo, el experto manifestó que el “fenómeno El Niño no sólo va descendiendo, sino que va corriendo a desaparecer”, sin embargo, advirtió que actualmente se cuenta con un suelo y una atmósfera contaminada por mucho tiempo de la sequía.

“Si se mantiene la tendencia actual, el 15 de mayo podríamos estar llegando en condiciones totalmente neutrales. Condiciones para que se instale paulatinamente un invierno, después de dos años y medio de sequía”, informó.

El especialista agrego que todavía queda un abril caliente, con este comportamiento anómalo. “En la historia nuestra, en abril es muy raro que tengamos vientos; y estamos en un tiempo de cambio climático”, mencionó.

Asimismo, detalló que desde 1954 hasta la fecha, han ocurrido 17 de los llamados fenómenos El Niño, de los cuales 11 han pasado de Niño a Niña. “En estos 11, han ocurrido nueve ciclones tropicales. Los nueve no han entrado a nuestro territorio, pero nos han afectado, aunque sea a través de la Costa Caribe”, recordó.

En  tal sentido,  aclaró que no asegura que en este proceso de transitar de un Niño severo, a una condición de Niña, surja un huracán, “pero sí está en la probabilidad”, acotó.

Además, sustentó su probabilidad en el hecho de que nuestro territorio se encuentra en el corredor natural de todas las ondas tropicales, las cuales comienzan a molestar desde junio en adelante. “Precisamente,  por eso hay que estar preparados y listos con todos los planes de respuesta actualizados”, reiteró Milán.
mem/jos

también te puede interesar