Nicaragua

Presidente Daniel: Nicaragua es un pueblo amante de la Paz

La reunión con el rabino Yechiel Zayde y sus acompañantes resultó propicia para dialogar sobre los grandes cambios que experimenta nuestra nación gracias al Gobierno Sandinista

Presidente de la República, Comandante Daniel Ortega Saavedra, se reunió con el rabino Yechiel Zayde
Presidente de la República, Comandante Daniel Ortega Saavedra, se reunió con el rabino Yechiel Zayde | César Pérez

LA VOZ DEL SANDINISMO |

El Presidente de la República, Comandante Daniel Ortega, reiteró este lunes que Nicaragua es un país amante de la paz, “por lo tanto somos un pueblo que amamos al pueblo de Israel”.

Durante el encuentro con el rabino Yechiel Zayde, de visita en nuestra nación, el Comandante Daniel expresó que “nosotros amamos al pueblo de Israel como amamos al pueblo palestino y amamos a todos los pueblos del planeta. Es lo que manda Dios: amarnos los unos a los otros”, afirmó.

Señaló además que para poder alcanzar la paz, indiscutiblemente hay una enorme responsabilidad en quienes tienen mayor poder. “Los que tienen más poder tienen en sus manos más capacidades para poder contribuir a la paz, así como tienen el poder para seguir incendiando el planeta”, refirió en reunión realizada en su despacho presidencial.

“El planeta no debería tener fronteras. Deberíamos ser una gran familia compartiendo y avanzando en beneficio de todos. Avanzando en todos los campos”, añadió ante la atenta mirada de Yechiel Zayde, shaliach (enviado) del Biala Rebbe Shelit’a para América Latina.

Sobre la importancia de la unidad y la armonía mundial, el Presidente Daniel agregó que “al final de cuentas todos los pueblos queremos la paz, incluso una paz sin fronteras. Dios no inventó las fronteras, las fronteras las inventamos los hombres”, manifestó.

Daniel se mostró agradecido por la visita y las informaciones sobre el Tora, libro de la Ley Judía. “Nos sentimos muy honrados con su visita a nuestro país, por estar aquí conversando, por estar escuchando de parte suya la Tora”, aseveró.

Asimismo, recordó que en el pasado Nicaragua contó con una sinagoga, establecida antes que la mezquita, pero luego dicho templo dejó de funcionar. En este sentido, el Comandante indicó que iba a apoyar para recuperar un monumento (un candelabro judío) como el que existió antes.

(El candelabro, o lámpara -menorá en hebreo- de aceite de siete brazos de la cultura israelita, es uno de los elementos rituales más importantes del judaísmo y asimismo uno de sus símbolos más antiguos. Representa los siete días en que Dios hizo la naturaleza, la zarza ardiente en que Dios le mostró a Moisés, el Árbol de la Vida, y la presencia de Dios.)

Daniel recordó igualmente que tuvo una muy buena relación con el histórico líder palestino, Yasser Arafat, y con el líder judío Simón Peres. Aprovechó además para obsequiar al rabino una antología de la poesía de Rubén Darío.

La cita resultó momento propicio para hablar sobre los grandes cambios que experimenta Nicaragua gracias al Gobierno Sandinista, así como de los proyectos desarrollados por el pueblo judío a favor de los nicaragüenses.
ros/jos

también te puede interesar