Nicaragua

Darío pudo ilustrar el pensamiento con la belleza que viene del alma

Expertos en la vida y obra del poeta nicaragüense reconocieron que su legado es inmensamente poderoso y refleja su visión sobre el presente y el futuro

ruben-dario
Rubén Darío |

Redacción Central |

A propósito de conmemorarse este lunes el aniversario 149 del natalicio de Rubén Darío, expertos en su vida y obra reconocieron que su legado es inmensamente poderoso y refleja su visión sobre el presente y el futuro.

En opinión de José Concepción Alarcón, quien durante décadas se ha dedicado a promover al poeta como un valor nicaragüense, aseguró que este aniversario del natalicio y el centenario de su tránsito a la inmortalidad que también se conmemora el próximo 6 de febrero, es sin lugar a dudas la fiesta del siglo.

Para Ciudad Darío, para Nicaragua, para los artistas, para los ciudadanos, para toda la población en general es la fiesta más importante del siglo. Celebrar a Rubén Darío en su primer centenario del paso a la inmortalidad es celebrar que Dios nos permitió que naciera y viviera en este país un hombre sabio, genio, un hombre que pudo ilustrar el pensamiento con la belleza que viene del alma, señaló.

Afirmó que hablar del Padre del Modernismo es hablar del genio, “ese hombre que dio luz a la lengua en el mundo entero; que pudo cambiar, que pudo revolucionar la métrica, que pudo hacer aportes en la poesía con sus grandes escritos».

Para Manuela Sacasa, miembro del Comité Organizador del Simposio Dariano en la ciudad de León, Darío marcó el camino del cambio a la modernidad y una nueva ruta de la literatura.

Esa era la visión que Rubén venía a cumplir a la Tierra, a darle a Nicaragua una alba de oro que perdura y la tenemos maravillosamente bien, porque nadie en el mundo, en 100 años que tiene de haber traspasado las puertas del cielo, de estar cerca de Dios, no ha habido otro que haga un cambio tan completo en las crónicas, en el periodismo, en la poesía, en la prosa como Rubén Darío, opinó.

Por su parte, Miguel Ángel Martínez, del Museo Archivo Rubén Darío, aseguró que el bardo nicaragüense fue un hombre con conciencia social que nos dejó el legado de independizarnos culturalmente.

Rubén nos da la independencia, nos pone a la cabeza de la literatura hispanoamericana. En la crónica de Rubén encontramos crónica social, crónica política, que debe de ser estudiada, y donde Rubén denuncia las injusticias sociales. Él está al día de lo que pasa en la economía, de lo que está pasando no solo en América, sino en Europa, donde vivió. Fue un hombre consciente de los problemas sociales, insistió.
ros/ele

también te puede interesar