Nicaragua

Managua, más tranquila nueve años después

Zonas catalogadas como violentas, ahora muestran un semblante diferente. El trabajo constante de la Policía Nacional brinda sus frutos

Vista de Managua
Vista de Managua y del Lago Xolotlán desde la Loma de Tiscapa | Janet Álvarez

Redacción Central |

El trabajo de la Policía Nacional durante los recientes nueve años ha disminuido notablemente el índice delincuencial en nuestro país. No pocas bandas han sido desarticuladas gracias a la labor efectiva de los uniformados, con el apoyo de otras instituciones.

Dentro del período de la nueva Revolución en Nicaragua,  son varias las comunidades capitalinas que viven en paz y tranquilidad. Un panorama diferente al existente antes del 2007, cuando algunos barrios de Managua eran catalogados como nido de inseguridad.

Empero, la actualidad dicta otra cosa. Esas zonas, catalogadas antaño como violentas, son ahora tranquilas, donde la presencia policial posibilita el comercio, la recreación, el estudio y la vida en comunidad.

Ejemplo vivo es el barrio Las Torres, del Distrito IV, mencionado hasta hace una década como un lugar donde solo sugerirlo ahuyentaba a la gente, dado la ocurrencia de enfrentamientos de pandillas y robos con violencia.

Sin embargo, una de las técnicas de la Policía Nacional que mejores resultados ha tenido es la Brigada de Intervención Motorizada, conocida como “Los Dantos”. Los efectivos incursionan en los barrios, hacen requisa y detienen a todos aquellos elementos sospechosos: jóvenes en riesgo, asaltantes, expendedores o consumidores de drogas, o bien toda aquella persona que por sus características se crea pueda trastornar la tranquilidad de las familias.

Tan efectivo ha sido el trabajo comunitario y la aplicación de las diferentes técnicas de intervención policial, que a la fecha los registros indican que el índice delictivo se ha reducido en un 80 por ciento en Las Torres. El panorama difiere completamente.

El subcomisionado Tomás Alberto Borge, jefe de esta brigada (Los Dantos), indicó que ese tipo de acciones y patrullaje se hacen en cualquier distrito de Managua, independientemente de si es un área urbana o rural.

El objetivo –continuó- es mantener el control de las personas que van a bordo de motocicletas, hacer requisas, buscar armas de fuego ilegales y armas blancas, ocupar drogas, así como recuperar los espacios públicos de la población.

Borge igualmente señaló que el Buen Gobierno ha hecho una inversión bastante considerable en lo concerniente al rescate de los parques y la recreación sana, así que el trabajo está dirigido para mantener el cuido de esas instalaciones.
ros/jos

también te puede interesar