Nicaragua

Casas maternas avanzan en todo el país

La compañera Rosario Murillo precisó que en 143 municipios están construidas y equipadas más de 160

Casas maternas
Casas maternas |

Redacción Central |

La Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, Compañera Rosario Murillo, resaltó que en 143 municipios del país están construidas y equipadas 165 casas maternas.

En su habitual espacio informativo, precisó que de esa cifra 163 están funcionando y dos se inaugurarán este viernes y sábado en Rivas y Zelaya Central.

En proceso de construcción tenemos dos casas maternas que están siendo construidas por las alcaldías de Diriá, en el departamento de Granada, con un 80 por ciento de avance, y en Comalapa, departamento de Chontales, con 75 por ciento de avance, explicó Rosario.

Añadió que están en proceso de licitación para iniciar la construcción de otras en Nueva Segovia, Matagalpa, Jinotega, entre otras localidades.

“Además al antiguo centro de salud de San Francisco Libre vamos a hacerle remodelaciones con fondos de las transferencias municipales para convertirla en casa materna”, puntualizó.

Rosario señaló a que aunque todavía no se han edificado esos centros en los siete distritos de Managua por la cercanía de los hospitales, se valora la necesidad de construirlas para las mujeres que viven en comarcas muy alejadas.

“Este modelo es eficaz, hemos logrado recudir la mortalidad materna gracias a Dios, la mortalidad infantil, y vamos adelante como con tantos otros proyectos de prosperidad, de progreso, vamos adelante en nuestra Nicaragua libre”, resaltó

Igualmente, destacó el modelo de salud familiar y comunitario que nos protege, promueve la vida y se extiende casa a casa en situaciones como las que estamos viviendo.

“Modelo de salud que va tomando el pulso a la realidad cotidiana del pueblo nicaragüense en sus propias viviendas, en sus hogares, combatiendo las epidemias, combatiendo esas secuelas de desnutrición que todavía tenemos, que como hemos dicho muchas veces en los últimos días, a nadie puede alegrarle que haya un solo niño desnutrido, pero tener pocos niños desnutridos en una realidad continental de altos índices de desnutrición es un gran logro, una bendición y es posible porque nos hemos dedicado todos a salir adelante, a sacar adelante a nuestro país, a nuestras familias, en fe, familia y comunidad”, subrayó Rosario.

también te puede interesar