Nicaragua

Pronósticos de meteorología más confiables

Especialistas nicaragüenses laboran para realizar pronósticos que puedan servir a productores, en medio de los efectos del cambio climático

Dr. José Antonio Milán, asesor científico de Ineter
Dr. José Antonio Milán, asesor científico de Ineter |

Redacción Central |

Especialistas nicaragüenses laboran para realizar pronósticos meteorológicos más confiables, teniendo en cuenta datos históricos y con ayuda de modelos regionales, lo cual servirá a los productores agropecuarios, anunció este miércoles el doctor José Milán, especialista del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter).

En declaraciones al programa televisivo Revista en Vivo, Milán señaló que hoy día los pronósticos son de corto plazo, los cuales son de gran utilidad para la aviación, por los parámetros específicos que tienen y para garantizar el servicio aéreo con seguridad para los pasajeros y tripulantes.

El especialista del Ineter señaló que en Nicaragua, como en el resto de los países del área, se sufre las consecuencias del fenómeno climatológico El Niño, que altera la situación meteorológica con mucha frecuencia, por lo que mantienen un constante intercambio entre las naciones del área.

Precisamente, dijo, este jueves se efectuará un foro virtual sobre meteorología con la participación de varios países,  en el cual valorarán el trabajo en cada nación y las posibilidades de utilizar tecnologías que permitan realizar pronósticos a mediano plazo, que son los más convenientes para la producción agropecuaria.

Sobre los efectos del cambio climático apuntó que El Niño se presentaba cada cinco o siete años, pero ahora lo hace cada dos o tres, lo que implica modificaciones en el sistema meteorológico regional, así como el nacional.

Recordó que El Niño proporciona mayor temperatura en el océano Pacífico y sequía en la región cercana a esa costa. La Niña produce un efecto contrario, o sea mucha lluvia en ese territorio, fuera de lo normal. También existe un tercer fenómeno, El Neutro, cuyos efectos son imprevisibles.

En otra parte de su intervención expresó que las Ondas Tropicales han ayudado a disminuir la sequía, fundamentalmente la 21, que dejó mucha agua en diversas regiones del país. La número 22 ya salió del territorio nacional, la cual también dejó agua en parte de la geografía nacional.

Estas Ondas Tropicales, indicó, pueden extenderse hasta el mes de octubre, las cuales dejarán más agua y con las experiencias obtenidas por la sequía de este año, podrán aprovecharse lo más posible para que sean útiles en la producción agropecuaria.

Refirió que las condiciones pueden variar en cualquier momento, mientras que El Niño causa una sequía que sí es conveniente seguirla, porque nos dará una información de su comportamiento.

Consideró que desde mayo el país está bajo las condiciones de El Niño, con una disminución de lluvias apreciable, con daños a la producción agropecuaria, especialmente las siembras de primera. El ganado pierde zonas de pasto y requiere un alimento alternativo.

El doctor Milán pronosticó que este año el país sufre un fenómeno de El Niño severo y finalizará con un déficit de lluvias en la zona central y del Pacífico, mientras que en la región del Caribe nicaragüense han sido mayores las precipitaciones, lo cual les ha permitido tener mejores resultados en la producción agropecuaria.

No obstante, resaltó que la presencia de este fenómeno severo ha servido para adquirir experiencias sobre el daño que le hace al medio ambiente la quema de bosques y el despale descontrolado, porque la presencia de árboles ayuda a tener mejores regímenes de lluvias en toda la geografía.

Centroamérica se encuentra afectada por el cambio climático y se hace necesario actuar de forma coordinada para contrarrestar los efectos negativos, por lo que una de las primeras acciones deben estar enfocadas a garantizar la cosecha del agua para el suministro del preciado líquido a la agricultura y el sector ganadero.

también te puede interesar