Nicaragua

Agentes del orden preparados para utilizar alcoholímetros

La Policía Nacional informó que cuenta con los alcoholímetros suficientes para controlar esta sustancia entre los conductores que infrinjan la nueva Ley de Tránsito

alcoholimetro
|

Redacción Central |

El Comisionado Norman Castellón, subdirector de la Dirección Nacional de Tránsito de la Policía Nacional, informó que el cuerpo del orden cuenta con los alcoholímetros suficientes para controlar esta sustancia entre los conductores que infrinjan la nueva Ley de Tránsito aprobada recientemente por la Asamblea Nacional.

En el cuerpo legal se establecen multas para las personas que sobrepasen los 0.5 gramos de alcohol en sangre. Quienes transgredan la medida, pueden ser sometidos a un proceso judicial por embriaguez extrema, retención policial, suspensión de la licencia de conducir y multas que van desde los mil a los 5 000 córdobas, además de un seminario con un costo de 2 000 córdobas.

El funcionario policial comentó que el alcoholímetro permitirá realizar los controles cuando las personas presenten signos de haber ingerido alcohol o cuando sea necesario aplicarle la multa por ingesta de bebidas embriagantes.

Cada uno de los 320 agentes de tránsito de todo el país están entrenados y capacitados para la utilización del alcoholímetro y saben que deben usar una boquilla sellada por cada persona a la que le realicen la prueba y que una vez finalizada deberán desecharla o entregársela al conductor como recuerdo del examen sin importar el resultado, explicó Castellón.

Declaró que si el ciudadano confirma haber tomado algún tipo de bebida alcohólica se le realizarán dos pruebas, la primera que posiblemente marcará una determinada cantidad de alcohol en el aliento, que después de 15 o 20 minutos ya se habrá disipado de la boca y se le podrá realizar una segunda prueba que marcará 0.0 gramos, en cuyo caso se toma en cuenta los resultados de la segunda y no se le aplica una sanción monetaria.

La institución tiene como meta dotar cada una de las 74 patrullas a nivel nacional de un alcoholímetro, al igual que extender la red de cobertura de carreteras, todas con sus respectivos equipos de medición del nivel de alcohol.

“Queremos que nuestro pueblo se sienta seguro, que el equipo que vamos a usar con ellos no lo vamos a usar para perjudicar a nadie, depende de la persona, de la actitud responsable con que asuma la ingesta de alcohol para no irse a sentar detrás de un automóvil, detrás del volante de un automóvil y poner en riesgo la seguridad de los demás”, sentenció Castellón.

también te puede interesar