Nicaragua

Aniversario 34 de la Revolución Sandinista: continuamos con victorias

El 34 aniversario del Triunfo Revolucionario se celebró con más victorias y avances en el proyecto del Gran Canal, que transformará la economía del país (Por Antón Rius, especial para La Voz del Sandinismo)

Redacción Central |

Aniversario 34 de la Revolución Sandinista: continuamos con victoriasEl 34 aniversario del Triunfo Revolucionario se celebró con más victorias y avances en el proyecto del Gran Canal, que transformará la economía del país (Por Antón Rius, especial para La Voz del Sandinismo)

Por Antón Rius, especial para La Voz del Sandinismo

Managua.- El 34 Aniversario del triunfo de la Revolución Sandinista se celebró con muchas victorias en el desarrollo socio-económico del país, que se refleja en una disminución de la pobreza y avances en el proyecto del Gran Canal Interoceánico de Nicaragua, que desde su inicio beneficiará a la población.

En todos los sectores se aprecian mejoras incuestionables, desde la Educación y la Salud, impulsadas por el propio gobierno, llegando a todos de forma gratuita, con mejor calidad, con instalaciones en condiciones más apropiadas y otras en reparación o construcción, así como se desarrollan esfuerzos para elevar la calidad en cada una de ellas, para lo cual no se escatiman recursos, porque en estas dos esferas se aprecia directamente el bienestar de la población en toda la geografía nacional.

Sin lugar a dudas estas inversiones son para obtener resultados a largo plazo, pero ya se nota la mejoría, porque en Nicaragua todos tienen derecho a tener una atención médica digna, con instalaciones sanitarias que respondan a las más exigentes calidad del servicio y aunque falta mucho por hacer todavía, se avanza a buen ritmo, a paso sandinista.

Y si bien falta mucho que hacer en el sector de la Educación, cuantas áreas docentes no se han reparado, cuantos pupitres nuevos se han instalado, la base material de estudio, los medios auxiliares para la enseñanza también ha mejorado, pero lo fundamental, cuantos colegios han sido reparados, algunos prácticamente reconstruidos, con aulas, laboratorios, servicios de agua y sanitarios apropiados, pero no se detienen las obras y se sigue trabajando en esta dirección.

Pero algo mejor aun, mayor número de matrículas y una menor deserción escolar, porque la permanencia en las aulas aumenta, con la atención directa de la juventud sandinista para aquellos alumnos que necesitan una ayuda extra, así como de los profesores, porque todos hacen algo porque haya una promoción mayor en todo el país, no es solo de las grandes ciudades, sino de todos los rincones de nuestra geografía.

Esto no termina ahí, porque los estudiantes ahora pueden caminar por mejores caminos, calles, puentes para asistir a sus colegios y muchos de los que viven en zonas rurales alejadas ya cuentan con electricidad para poder estudiar de noche. Cuantos avances, cuantas victorias a favor de la enseñanza en el país, pero no termina aun aquí. Existe  una atención directa a la autopreparación de los maestros, así como diplomados y reuniones metodológicas para elevar la calidad de la docencia.

Otro elemento elemental, que ha sido elogiado por organizaciones mundiales como la Unesco y la FAO, es la alimentación, la merienda escolar, alimentos para que los niños puedan recibir las enseñanzas en condiciones apropiadas, sin ese apetito que antes le bloqueaba y no podía sentirse bien en un aula, porque en sus casas muchas veces ni desayunaban, sobre todo en las áreas rurales y pobres de las ciudades.

En otros sectores las victorias son muchas también, porque la producción agropecuaria tiene una tendencia creciente, tanto en la producción de granos básicos como de leche, carne y otros muchos productos, lo cual beneficia las ofertas en los mercados como en la disponibilidad de las exportaciones.

Incluso, no es solo que se han obtenido producciones mayores, sino que ya se han obtenido con mayor calidad, con valor agregado muchas de ellas y se sigue avanzando en esta dirección, mientras que se crean en cooperativas y granjas pequeñas agroindustrias para ponerle a los productos también su valor agregado y así tener mayores beneficios económicos, a la vez que se hacen las ofertas más competitivas, con buena presencia y segura calidad.

La Revolución Sandinista no solo avanza en mejores calles, carreteras, escuelas, centros hospitalarios e instalaciones de salud, más electrificación en zonas rurales, merienda escolar, programas sociales para aliviar a los que menos recursos tienen mientras no se elimine totalmente la pobreza, entrega de propiedades de lotes de tierra y de viviendas para que puedan trabajar y vivir tranquilos, sino que existen ahora otros estímulos para vivir mejor, manteniendo la higiene y la limpieza de ciudades y comunidades en todo el país, porque vivir bonito, vivir en áreas con higiene ayuda moralmente al hombre, lo cual ha penetrado en la conciencia de la ciudadanía y se forman nuevos conceptos de vivir, con mejores relaciones en la comunidad.        

En estos últimos días se ha hablado mucho sobre las perspectivas para los nicaragüenses con la construcción del Gran Canal de Nicaragua, esa obra magistral, el más grande proyecto de la historia de esta nación centroamericana, lo cual se explica a las comunidades para que todos los nicaragüenses tengan conocimientos del megaproyecto, el cual cambiará la situación económica del país con la eliminación del desempleo y con ello la pobreza, también con la entrada de recursos financieros, que podrán satisfacer demandas en beneficio de la sociedad.

Pero no será necesario esperar ocho o 10 años para empezar a obtener buenos resultados económicos, por el contrario desde ya se inician planes paralelos que prometen una mejor situación para gran parte de la población de todo el país, no solo de las regiones que están cerca de la vía acuática.

En una comparecencia en el programa televisivo Revista en Vivo,  el ministro de Economía Familiar, Comunitaria, Cooperativa y Asociativa, ingeniero Pedro Haslam, dijo que ese organismo llamó a los pequeños productores de alimentos y artesanos a prepararse para satisfacer desde su inicio la demanda de los trabajadores que laboren en la construcción del canal, porque habrá que alimentarlos y proveerlos de buenas botas, ropa, guantes y otros productos propios para esta etapa.

Como se puede apreciar, ya se requiere de incrementar producciones de alimentos y de otros rubros, de calidad, para que no se tenga la necesidad de importarlos, así como la creación de alojamientos para los que tengan que viajar desde otras regiones.

Pero, además, en la medida que avancen las tareas constructivas se requerirá de más fuerza laboral y habrá más demanda, de muchos más productos, incluso de alojamiento y otros servicios, lo que implica más empleo, mayor  actividad comercial y un nivel superior de flujo financiero.

Este es solo un análisis de abastecimiento de productos y servicios elementales para la vida de los que inicien las labores, lo cual será necesario un movimiento nacional para aprovechar las potencialidades productivas del país.

También se habló de la contratación por la empresa HKND Group del ingeniero australiano Neil Hodge, con más de 40 años de experiencia en el diseño y construcción de proyectos de infraestructura de última generación, entidad encargada de la construcción del Gran Canal Interoceánico por Nicaragua.

Hodge ha trabajado para varios de los principales contratistas del mundo, diseñando y dirigiendo diversos proyectos de ingeniería civil, como construcciones en tierra y costa afuera, desarrollo de carreteras y ferrocarriles, nexos de servicios públicos, proyectos de petróleo y gas y la construcción de grandes proyectos marinos.

Esta rúbrica dota a la empresa de personal altamente calificado para ejecutar el megaproyecto del Gobierno Sandinista y consolida los pasos previstos para la  ejecución, con avances bien planificados, pero sin detenerse.

Medios especializados señalan que para ejecutar esta obra, la empresa HKND Group pretende reunir el mejor equipo en la industria para diseñar y construir el Gran Canal Interoceánico de Nicaragua, que va a transformar positivamente la economía del país y el comercio global, porque ahorrará tiempo y dinero a las compañías navieras el traslado entre  continentes ubicados en el Pacífico y el Atlántico.

Si bien este Canal Interoceánico es una idea que existe desde hace más de 100 años, ahora avanza y sin lugar es una victoria más de la Revolución Sandinista, porque esta obra, que quizás se convierta en la obra de ingeniería civil más importante de Nicaragua, permitirá eliminar el desempleo y con ello la miseria en el país, además de estimular a los jóvenes a incorporarse a la vida productiva con mayor seguridad de avanzar, de mejorar sus vidas y la de sus familiares.

Es hora que los jóvenes se incorporen también a los estudios propios para que el manejo del canal dependa de los nicaragüenses y no tener que importar mano de obra calificada, hay que pensar en futuro,  pero no en un futuro lejano, porque ya se avanza y es necesario prepararse con agilidad, a ritmo sandinista. 

también te puede interesar