Nicaragua

Destacan acciones integrales para resolver situación de la roya en los cafetales

La presencia de esa plaga en Nicaragua se afrontará mediante acciones integrales, con participación de entidades de investigación y desarrollo del café

Redacción Central |


La presencia de esa plaga en Nicaragua se afrontará mediante acciones integrales, con participación de entidades de investigación y desarrollo del café

Las afectaciones que sufren hoy día las plantaciones de café de Nicaragua, atacadas por la Roya, se afrontan mediante un trabajo multidisciplinario, en el que participan diversas entidades de investigación y desarrollo del aromático grano, con el objetivo de erradicar el hongo del país, afirmó este miércoles el ingeniero Telémaco Talavera, presidente del Consejo Nacional de Universidades (CNU).

Talavera, quien también preside en la CNU la atención al sector agropecuario, señaló que en estos momentos se trabaja de forma conjunta entidades de la Universidad y del ministerio Agropecuario y Forestal, así como instituciones especializadas en temas agrícolas, como el Inta y Sanidad agropecuaria, con el objetivo de crear un programa para la eliminación de la Roya definitivamente del país y no para paliar una crisis que se presenta hoy día con un alto porcentaje de las plantaciones afectadas.

Recordó que el cultivo y la comercialización del café tienen una gran incidencia en la economía nacional, pero también en una cultura nacional sobre la producción de este aromático grano. Puntualizó que la producción de café, desde su atención en las plantaciones hasta el corte de granos, ocupa un alto número de trabajadores del sector agrícola, quienes pueden verse afectados por la disminución de las cosechas, pues muchas plantas se han secado y la recogida es muy inferior.

Asimismo indicó que los más afectados son los pequeños productores, que representan el 93% de los que se dedican a este cultivo, quienes tienen fincas de hasta 10 manzanas. Agregó que el seis por ciento están agrupados en los medianos productores, con áreas de siembra de 11 hasta 50 manzanas, mientras que los grandes productores, con un área mayor a las 50 manzanas representan solo el uno por ciento, pero que ocupan el 45% de las áreas del país dedicadas a este rubro de gran consumo interno y de exportación.

El reto que tiene este equipo es grande, porque es necesario eliminar la Roya cuanto antes, para lo cual se emplearán los recursos químicos y orgánicos necesarios, así como se efectuará la renovación de cafetos, fundamentalmente los viejos y los que son muy sensibles a este hongo. Porque se quiere que las nuevas plantas que se siembren sean resistentes a esta y otras enfermedades, pero además de gran producción, porque se prevé elevar la productividad de nuestros campos cafetaleros, dijo el presidente de CNU durante una comparecencia en la Revista en Vivo, del canal 4 de la televisión.

Con estos objetivos, indicó, se amplía constantemente la comunicación entre las diversas entidades involucradas en este programa, en el que están incluidos el sector privado y especialmente los productores, porque son estos últimos los que en definitiva llevarán a cabo las acciones en el terreno.

Con el objetivo de hacer acciones masivas y en todo el territorio afectado, fundamentalmente en los departamentos de mayor presencia de la Roya, se efectuarán desde el lunes próximo una jornada de capacitación de seis días a 210 fitosanitarios, quienes después se trasladarán a los departamentos de mayor presencia de la Roya para transmitir esos conocimientos a unos 240 técnicos por cada uno de los departamentos más afectados, entre ellos Jinotega, Nueva Segovia y Matagalpa, así como a mil 800 promotores y 15 mil productores del país.

El objetivo no es solo atacar al hongo que ataca hoy día a las plantaciones, sino además buscar las mejores variedades, las más resistentes y productivas, así como mantener un cuidado permanente para que se elimine cualquier plaga o enfermedad desde sus mismos inicios, sin que tome la fuerza que tiene hoy la Roya. Estas acciones integrales y con un fundamento científico, apuntó Talavera, es lo que garantizará que el país pueda tener cosechas anuales con gran productividad y en los volúmenes que sean necesarios para garantizar las demandas del consumo nacional y de la exportación.

también te puede interesar