Nicaragua

Saca la lluvia a la vista basureros ocultos y ahora flotan en lago Xolotlán

Las aguas arrastran basuras de barrios capitalinos hacia el lago Xolotlán y forman una nata de plásticos y otros desperdicios, mientras el fondo recibe cada vez más sedimentos

Redacción Central |

Las aguas arrastran basuras de barrios capitalinos hacia el lago Xolotlán y forman una nata de plásticos y otros desperdicios, mientras el fondo recibe cada vez más sedimentos

Las fuertes lluvias que se registraron en Managua arrastraron desperdicios sólidos de seis barrios hacia el lago Xolotlán, en el cual se aprecia una enorme nata creada por la basura arrastrada por las corrientes de agua, así como incrementa la presencia de sedimentos en el fondo, lo que provoca que cualquier pequeña precipitación tenga efectos negativos en el mencionado lago.

Esa basura que a veces no se ve a simple vista, porque la escondieron o está entre arbustos, es arrastrada cuando cae mucha lluvia y viaja por barrios capitalinos hasta llegar al lago, donde se une a otras que ya existen o que lanzan personas inescrupulosas que tienen ese lugar como su basurero personal, aunque realmente se está convirtiendo en un lugar rechazable por su fetidez, debido a los animales muertos y restos de alimentos que allí existen.

Las cuadrillas de la Alcaldía de Managua son las encargadas de limpiar el lago, de sacarle basura, sobre todo esa nata que ojos vista resulta en extremo desagradable, así como la eliminación de otros desechos sólidos, porque las corrientes de agua arrastran plásticos, hojas, ramas y otros objetos.

Datos de la Dirección de Limpieza Pública de la comuna señalan que solo en el Distrito IV el año pasado se recogieron 25 mil 383 metros cúbicos de basura, sin contar la limpieza de tragantes, canaletas, calles, andenes y los llamados basureros espontáneos.

Entre los siete distritos, las autoridades en el informe de cierre de año precisaron que se limpiaron 431 botaderos, con una frecuencia de 10 veces por semana.

A los más viejos en esa zona y a especialistas les preocupa que el fondo del lago está saturado de sedimentos, y es por ello que aunque solo sea poca la lluvia, siempre va haber inundaciones en estas zonas, porque el lago avanza hacia afuera, ocupando nuevos espacios.

también te puede interesar