Nicaragua

Pedirán declarar alerta ambiental en río San Juan

La temporada de lluvias que se avecina presupone un aumento significativo del peligro en la zona de la ribera donde Costa Rica construye, sin realizar estudios de impacto ambiental, una carretera

Redacción Central |

La temporada de lluvias que se avecina presupone un aumento significativo del peligro en la zona de la ribera donde Costa Rica construye, sin realizar estudios de impacto ambiental, una carretera

Pedirán declarar alerta ambiental en río San JuanUna petición formal al gobierno de Nicaragua para que declare Estado de Alerta en el río San Juan será presentada por organizaciones ambientalistas, según informaron este jueves, ante la inminente llegada de las lluvias a esa zona, situación que traerá un aumento de los riesgos por las afectaciones provocadas tras la construcción de una carretera por parte del gobierno de Costa Rica.

Kamilo Lara, presidente del Foro Nacional de Reciclaje, dijo que la propuesta oficial planean hacerla como comunidad científica debido al peligro que representa la entrada de la estación lluviosa para el cauce del río.

Existen puntos críticos donde se teme un agravamiento de la situación con el inicio de la temporada de lluvias, la cual normalmente ocasiona movimiento de suelos, y la obra realizada a escasos metros de la margen derecha del río no cuenta con previo estudio de impacto ambiental, advirtió.

Un arrastre de sedimentos traería como consecuencias la pérdida de la navegabilidad en ciertas áreas, con consecuencias desfavorables para las poblaciones de Nicaragua y Costa Rica, que igualmente emplea el río como medio de vida y comunicación.

Según el estudio de las afectaciones acopiadas por Foro Nacional de Reciclaje junto a la Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Sostenible, presidida por Jaime Íncer, el hecho impactaría además a varias especies de animales que emigran a través del río como el sábalo real, el manatí y el tiburón de agua dulce.

Ambas organizaciones demandaron al Ejecutivo del país vecino ante la Corte Centroamericana de Justicia (CCJ) por los perjuicios ambientales ocasionados con la obra paralela al río.

Ambos científicos entregaron sus alegatos finales al tribunal regional con la esperanza de que ordene a Costa Rica iniciar de inmediato la restauración de la zona a fin de devolver la vida vegetal y animal arrancada desde el inicio de la construcción de la vía en febrero de 2011.

La CCJ dispuso como medida cautelar en enero último la suspensión de la carretera de 160 kilómetros de extensión tras comprobar en el lugar las afectaciones generadas al ecosistema. Lara e Íncer esperan ahora un fallo final favorable a Nicaragua que podría emitirse a mediados de junio.

(Redacción Central La Voz del Sandinismo-Prensa Latina)

también te puede interesar