Nicaragua

Visitantes de todo el país en el Parque de la Niñez Feliz

Infantes y adultos encuentran allí alegría y esparcimiento

Parque de la Niñez Feliz
"Lo consideramos el lugar de la unión de las familias”, así lo manifestó don David Rosales, habitante de la ciudad de Bluefields, cuando estaba haciendo fila junto a sus dos hijos y esposa, para vivir la experiencia de haberse montado en la famosa "Montaña Rusa”, una de las principales atracciones del Parque de la Niñez Feliz, que ya tiene mes y medio en funcionamiento. | el19digital.com

Redacción Central |

Infantes y adultos encuentran allí alegría y esparcimiento

«Lo consideramos el lugar de la unión de las familias», así lo manifestó don David Rosales, habitante de la ciudad de Bluefields, cuando estaba haciendo fila junto a sus dos hijos y esposa, para vivir la experiencia de haberse montado en la famosa «Montaña Rusa», una de las principales atracciones del Parque de la Niñez Feliz, que ya tiene mes y medio en funcionamiento.

Don David, un hombre de 35 años y originario del departamento de Masaya, vive en Bluefields desde hace más de 15 años, cuando conoció a su esposa, con la que ahora tiene dos hijos de 12 y 14 años.

Estaba haciendo fila, mientras su esposa compraba refrescos a sus hijos. Toda la familia vino a Managua a realizar compras para el pequeño negocio que tiene en la capital de la Región Autónoma del Atlántico Sur (RAAS) y de paso aprovechó para llevarlos al Parque que ha recibido a miles de familias de todo el país.

«Lo consideramos el lugar de la unión de las familias y muchos lo consideran de esta manera. Esto ayuda a la unificación de la familia en el aspecto de la consolidación del núcleo del hogar», sostiene don David, quien acto seguido, agregó que el pueblo votó masivamente por tener derecho a «estas cosas».

«Nosotros los nicaragüenses votamos por el presidente Daniel en la casilla 2, porque nosotros sabíamos que esto es parte de la continuidad de las buenas obras, que viene realizando el presidente y su gobierno. Por eso votamos para que haya continuidad de esto y más desarrollo», señaló.

Y así como lo afirmó don David, el Parque de la Niñez Feliz se ha convertido en un lugar de encuentros, de sonrisas, de música, de abrazos y hasta de trabajo, pues son muchas las personas que ofertan bolsita de agua helada, caramelos, comida y hasta la foto del recuerdo.

Doña Sandra Escoto, precisamente forma parte de un buen grupo de fotógrafos que por 30 córdobas, le congelan en una imagen los momentos felices que pasa en este parque.

«El parque me ha servido y le agradezco mucho al que organizó este parque, ya que gracias a esto nosotros podemos llevar el alimento diario a nuestros hogares y nos beneficia a todos los vendedores», refirió Sandra, mientras invita a las familias a «tomarse la foto».

Esta señora asegura que de no estar trabajando en el parque tomando fotos, estarían caminando por las calles de Managua, recorriendo los bares, para ofertarle el servicio a los «bebedores», algo que considera de alto riesgo.

«A nosotros los trabajadores independiente nos beneficia, pero también a los niños que vienen a pasear, se divierten y no pagan ningún peso».

«Le agradezco mucho a la señora Rosario Murillo, porque ella fue la que organizó este evento y la felicito y espero que siempre así sea, porque los que trabajamos por cuenta propia, así es como nos ayudamos», reconoció Sandra.

A otra persona que encontramos haciendo fila, fue a Gabriela Ortiz y a sus tres hijos menores de 10 años, los que estaban ansiosos por montarse en el «Helicóptero Volador». Gabriela asegura que vale la pena votar por el comandante Daniel, porque también garantiza el derecho a la diversión.

En Nicaragua, la inmensa mayoría de familias por sus condiciones de pobreza, se divierten muy poco y a eso apunta precisamente el Parque de la Niñez Feliz, a restituir ese derecho a que todo el núcleo pueda reír y disfrutar sanamente.

«Por eso es que votamos por los sandinistas y se lo tiene bien merecido el voto (el comandante Daniel Ortega Saavedra, Presidente de Nicaragua) porque le dio a la gente para que se monten los niños (acceso gratis a los juegos mecánicos)», apuntó Gabriela, mientras sus tres chavalos, ya estaban a bordo del helicóptero.

«Este parque es algo muy importante para los niños porque es un derecho de todos, la recreación», dijo Graciela Mena, originaria de Piedra Menuda en Carretera a Masaya, mientras su esposo Noel Pérez, retoma las declaraciones y dice «por eso la gente votó (por el FSLN), para ver a los niños felices, por los programas de apoyo que ha tenido el gobierno con el pueblo y muchos programas más que vienen».

En este Parque de la Niñez Feliz, así como los niños abundan, también se presentan en buena cantidad, jovencitos adolescentes de todos los lugares, como Alexandra Flores, de 16 años y originaria del municipio El Crucero.

Alexandra considera que este parque permite consolidar la amistad entre sus amigos y para conocer nuevas personas «es como un centro recreativo donde los jóvenes vienen a distraerse y se apartan de la delincuencia».

«Aquí podés conocer más personas, podés incrementar el número de tus amistades, estamos entre jóvenes y eso cuenta mucho para mí y mis amigas», señala Alexandra, mientras su amiga Jennifer Rosales afirma que «en realidad el lugar es perfecto para divertirte sanamente».

Y es que mientras unos jóvenes llegan a divertirse, otros que forman parte de la Promotoría Solidaria, se divierten brindando solidaridad y acompañamiento a las familias que asisten a este parque, ya que lo mejor de todo es «ver sonreír a los niños».

«Lo mejor es estar apoyando a la juventud, a los niños. Y mirarlos sonreír es lindo, sobre todo porque muchos aquí ven cumplido sus sueños de montarse en los caballitos, en el gusanito y en otros juegos», comentó Yaoska Guzmán, quien a pesar de sus 17 añitos, comprende muy bien el significado de solidaridad, algo que está poniendo en práctica en este Parque de la Niñez Feliz.

también te puede interesar