Nicaragua

Cardenal Obando: entrega de títulos de propiedad es mejor forma de celebrar a la Patria

Asistió a la entrega de mil 200 títulos hecha por Daniel y Rosario

Cardenal Miguel Obando y Bravo
Su Eminencia Reverendísima Cardenal Miguel Obando y Bravo, celebró que en Nicaragua se inicien las festividades en honor a la Patria, dando seguridad jurídica a miles de familias. | César Pérez

Redacción Central |

Asistió a la entrega de mil 200 títulos hecha por Daniel y Rosario

Su Eminencia Reverendísima Cardenal Miguel Obando y Bravo, celebró que en Nicaragua se inicien las festividades en honor a la Patria, dando seguridad jurídica a miles de familias que recibieron su titulo de propiedad de manos del Presidente de la República, comandante Daniel Ortega Saavedra y de la coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, compañera Rosario Murillo, en un acto celebrado en la Universidad Católica (UNICA) en Managua.

«Hoy es el primer día del mes que celebramos a nuestra Patria y qué mejor manera de celebrar que compartir con estos buenos hermanos la alegría de tener sus títulos de propiedad», observó el prelado.

Dijo que cada uno de los nuevos propietarios de sus terrenos, adquieren un compromiso aún mayor con sus comunidades, con sus vecinos, con su Patria, de querer, dar y respetar el medio donde habitan.

«Debemos de recordar que la Patria es más que un territorio. La Patria son nuestros seres queridos y las personas con las que vivimos y con las que compartimos una misma suerte. Debemos amar y respetar nuestra Patria desde cada una de nuestras casas y desde cada uno de los círculos donde nos desenvolvemos. El valor a la Patria es un valor cívico que se aprende entre la familia, al que se le da crecimiento en la escuela y que da el fruto en la madurez, cuando somos personas útiles a la sociedad», destacó.

«Asimismo yo los invito a cada uno de ustedes que transmitan estos valores a sus hijos, para que las nuevas generaciones amen y respeten nuestra Patria y de esta manera logremos vivir en una justicia real, basada en el amor», expresó.

«Si pequeña es la Patria uno grande la sueña. Muy bien. Mis ilusiones y mis deseos y mi esperanza me dicen que no hay Patria pequeña».

«¡Qué bonito empezar el mes de la Patria con este acto donde más de mil familias hoy finalmente tendrán en su poder el titulo de su terreno!», reiteró el Cardenal Miguel.

En sus palabras, Su Eminencia recordó las enseñanzas del Papa Pablo VI, que en la encíclica «Popularum Progressio» escrita en 1967, señaló que el desarrollo es el nuevo nombre de la paz, frase que considera sigue vigente en la realidad de los pueblos.

Reiteró que la paz no es solamente la ausencia de la guerra, pues aunque no se viva una confrontación, esto no significa que la sociedad tenga una paz auténtica.

«Para que exista una verdadera paz, se debe procurar que todos los hombres y mujeres de un país tengan lo básico para tener una vida digna, esto incluye viviendas, educación, salud, trabajo y diversión», advirtió Su Eminencia.

Mencionó que Su Santidad Juan Pablo, II en ocasión de la Jornada Mundial de la Paz a finales de 1990, expresó que la justicia camina con la paz y está en relación constante y dinámica con ella, ya que ambas tienden al bien de cada uno de todos, pero exige un orden y verdad.

«Cuando una se ve amenazada, ambas vacilan. Cuando se ofende la justicia, también se pone en peligro la paz. La paz para todos nace de la justicia de cada uno, nadie puede desentenderse de una tarea de importancia tan decisiva para la humanidad. Construir la paz en la justicia exige el aporte de todos, de cada uno de nosotros los gobernantes, las familias, los maestros, los jóvenes… en fin todos los actores de una comunidad».

Llamó a que todos debemos de hacer un esfuerzo para que en Nicaragua se viva la verdadera justicia basada en el amor, la raíz última de justicia se encuentra en el amor y siendo la misericordia la expresión más significativa.

también te puede interesar