Nicaragua

Comunidad Salesiana apoya labor desarrollada por el Cardenal Obando

Destacaron sus esfuerzos para cultivar la paz enre los nicaraguenses

Actividad en Comunidad Salesiana de Nicaragua
Los representantes de la Comunidad Salesiana de Nicaragua manifestaron su agradecimiento y apoyo a la misión evangélica y pastoral que desarrolla el Cardenal Miguel Obando en Nicaragua. | el19digital.com

Redacción Central |

Destacaron sus esfuerzos para cultivar la paz enre los nicaraguenses

Los representantes de la Comunidad Salesiana de Nicaragua manifestaron su agradecimiento y apoyo a la misión evangélica y pastoral que desarrolla el Cardenal Miguel Obando en Nicaragua.

En un acto con la presencia de los dirigentes de la comunidad salesiana y jóvenes del Centro Juvenil Don Bosco, destacaron los principales esfuerzos que Su Eminencia ha realizado a lo largo de su vida para cultivar la paz entre el pueblo nicaragüense.

En el mensaje principal leído por el Padre William Arguello, director del Centro Juvenil Don Bosco, la familia salesiana le anima a Su Eminencia «a seguir la vos de Dios, dando con tu ejemplo y tus palabras que es necesario hacer una opción clara, eficiente y eficaz por el bien de la juventud, de los más pobres y por el bien de todas y todos, creando conciencia de una necesidad de una proyección social de todas y todos los ciudadanos de esta nación para poder desarrollar a todas las personas con dignidad».

«La comunidad salesiana nos hemos reunido en este día para agradecerle al Cardenal toda su labor hasta el día de hoy y para apoyarlo y animarlo a que el siga trabajando por el bien de la sociedad y dándonos un mensaje de que tenemos que pensar en Nicaragua y tenemos que pensar en todos» expresó el padre Arguello.

Añadió que «el Cardenal no puede dejar de ser Obispo, porque el Señor lo ha constituido Obispo, lo hemos leído en las lecturas de la Biblia, a unos ha constituido pastores, a otros doctores, otros profetas; el derecho canónigo de la iglesia dice que los obispos son instituidos, en ningún momento habla que dejan de ser Obispos».

Igualmente señaló que «el Cardenal nos está dando un mensaje que no hay que cansarse por pensar por el bien de los demás, que veamos a una persona de 85 años nos debe de cuestionar ¿Qué estamos haciendo los más jóvenes? ¿Qué estamos haciendo las instituciones? ¿Qué estamos haciendo como gobierno? Eso nos anima a que nosotros hagamos el bien a los demás».

Arguello aclaró que a Su Eminencia «el señor lo ha constituido Obispo, sigue siendo Obispo, no está gobernando una diócesis, pero el pastorea con su palabra, con la doctrina, con su ejemplo».

La semana pasada los pastores evangélicos reconocieron la labor pastoral y social que Su Eminencia el Cardenal Miguel Obando está desarrollando en Nicaragua, la cual consideraron es eminentemente evangélica.

El cardenal agradeció las muestras de fineza de sus hermanos y hermanas salesianas y expresó que «siempre he encontrado el apoyo en mis hermanos salesianos, apoyo en el momento en que entre al seminario, apoyo en el noviciado, apoyo en la filosofía, en la teología y siempre ellos han estado acompañándome con sus oraciones».

Recordó cuando Masaya estaba sitiada, y le pidieron que fuera a interceder.
«Cuando llegue a la entrada de Masaya le dije a los guardias que estaban ahí que iba a entrar y me dijeron no puede entrar porque si entra se muere. Pero si usted va a entrar va por su riesgo porque estamos peleando, me dijo. Del Coyotepe hay morterazos para Monimbó y es peligrosísimo, pero va por su propia cuenta y si usted muere, pues usted es el culpable. Yo me encomendé al Señor y trate de llegar hasta Monimbó, traté de mediar, pero ahí también recibí el auxilio de mis hermanos salesianos».

«Recuerdo que me dijo uno de ellos: es peligrosísimo estar mediando en plena calle porque los morterazos caían muy cerca, venían del Coyotepe, ellos me abrieron la iglesia salesiana y en la iglesia salesiana estuve dialogando con la gente de Monimbó, fue una de las mediaciones más complicadas porque realmente los ánimos estaban enardecidos debido a que había muertos y derramamiento de sangre».

Su Eminencia Cardenal Obando expresó que «tenemos que pedirle al Señor que esta campaña sea una campaña con mucha tranquilidad y madurez, pensando que todos somos nicaragüenses y debemos amarnos».

«A través del sufragio y a través del voto debe de elegirse a las autoridades que gobiernen el país. Ojalá que sea una campaña con tranquilidad, que no haya violencia, porque la violencia engendra siempre violencia» finalizó.

también te puede interesar