Nicaragua

Adopta medidas MINSA para proteger salud del pueblo en época lluviosa

Objetivo fundamental es prevenir o enfrentar cualquier brote epidémico

Doctora Minsa
Adopta medidas MINSA para proteger salud del pueblo en época lluviosa | Internet

Redacción Central |

Objetivo fundamental es prevenir o enfrentar cualquier brote epidémico

La llegada de la época lluviosa ha puesto en tensión a todo el personal del ministerio de Salud Pública (MINSA) para adoptar las medidas urgentes que brinden la mayor seguridad posible a la población en evitación o enfrentamiento de eventuales brotes epidémicos.

La decisión del gobierno sandinista, en este caso, es desarrollar  un urgente movimiento de utilización de todos los factores y medios disponibles para optimizar el servicio que se presta permanente al pueblo para cuidar su salud.

El ministerio anunció un incremento del personal médico, reorganización de las emergencias, abastecimiento de las casas base de atención en salud y continuación de las jornadas populares de salud en distintos barrios de la capital, entre otras disposiciones  tomados por las autoridades sanitarias para enfrentar posibles brotes  enfermedades como la diarrea, las infecciones respiratorias agudas, la leptospirosis y el dengue.

Como es lógico la época lluviosa  ha creado las condiciones necesarias para un repunte de las enfermedades propias de la época de invierno lo que pone en alerta a las autoridades sanitarias.

Los centros asistenciales de Managua reportan semanalmente entre 10 mil 500 y 12 mil consultas médicas por trastornos respiratorios, y entre dos  mil y dos mil 200 casos de diarrea, para un ocho por ciento de incremento.

El dengue no es menos apremiante, pues aunque se reportan pocos casos en las últimas semanas, todavía sigue siendo alto el número de viviendas no cubiertas durante la jornada de lucha contra la enfermedad.

Según la doctora Maritza Cuan, directora de Sistema Local de Atención Integral en Salud de Managua (Silais-Managua), el índice de viviendas renuentes o cerradas es del 14 por ciento. Quedan por cubrir todavía un 13por ciento de los barrios, principalmente en el distrito número VII y para el próximo 21 de junio se tiene programado inicie la tercera jornada.

Cuan aseguró que como medida especial para controlar esta enfermedad, todo niño con fiebre asociada a dolor de estómago y vómitos, es ingresado inmediatamente a los centros asistenciales como un caso sospechoso.

La única enfermedad de la cual aún no se reportan casos es la leptospirosis, aunque ello no signifique que las autoridades deban bajar la guardia, indicó Cuan.

Si bien las autoridades de salud estarán haciendo todos los esfuerzos necesarios para controlar las enfermedades de la época de invierno, también hicieron un llamado a la población para que tome  las medidas de prevención necesarias desde sus hogares, en lo cual, señalaron, jugará un papel muy importante la Alcaldía, la Promotoría Social Solidaria y la población organizada en el Poder Ciudadano.

Es importante reiterar que el nuevo modelo de salud del gobierno sandinista estipula la atención y prevención médica desde las comunidades, por lo que a partir de ahora se notará un reforzamiento de las jornadas de salud a nivel de cada barrio.

El doctor Edmundo Sánchez, director de vigilancia epidemiológica del Minsa, indicó que las autoridades de salud costarricense decretaron una emergencia por un brote de influenza tipo A H1N1. Ante esta situación los Silais de Río San Juan y Rivas, fronterizos con la nación del sur, se encuentran en alerta sanitaria con todas las medidas tomadas el año pasado cuando Nicaragua enfrentó exitosamente esta enfermedad.

Actualmente se está aplicando en todo el país unas 440 mil  dosis de vacunas contra la influenza tipo A H1N1 a niños, mujeres embarazadas y otros grupos en riesgo. Para el mes de julio se tiene programado el arribo al país de un embarque de 500 mil dosis más.

En Nicaragua se reporta en todo el año solamente 12 casos de personas infectadas con influenza A.

 

también te puede interesar