Nicaragua

Entregan ayuda a discapacitados en Distrito I de Managua

Son casos detectadosen el estudio de la brigada Todos con Voz

Redacción Central |

Son casos detectados en el estudio de la brigada Todos con Voz

Un total de 96 casos críticos de discapacidad del Distrito I de Managua fueron beneficiados con la entrega de camas, andariveles, sillas de ruedas, muletas, sillas de baño, y materiales de avituallamiento.

Las personas beneficiadas en esta ocasión son parte de los casos detectados durante el estudio sobre discapacidad efectuado por la brigada médica cubano- nicaragüense «Todos con Voz» en el sector.

Las entregas se realizaron en barrios y comarcas del distrito, tales como San Isidro de la Cruz Verde, Los Ladinos, Jocote Dulce, Memorial Sandino, Jonathan González, Altagracia Norte, Rubén Darío y barrio El Riguero.

Todos los materiales entregados son parte de la colaboración de los Consejos de Liderazgo Sandinistas (CLS) de diferentes instituciones del Estado.

«Aquí en el distrito lo que estamos haciendo es darle continuidad al programa Todos Con Voz , luego de haber hecho el censo, primero, y que después vinieran las visitas de los médicos cubanos»,  dijo Manuel Morales, uno de los coordinadores de la entregas.

El trabajo que realiza Todos con Voz tiene como principal objetivo detectar y valorar cada uno de los casos de discapacidad que hay en el país para que, a partir de los resultados, el gobierno central y los gobiernos municipales dispongan medidas en beneficios de las personas afectadas.

El caso más emblemático de las personas beneficiadas fue el del niño Kevin Bermúdez, de 12 años, quien padece de retardo mental asociado a un sinnúmero de discapacidades físicas que no le permiten valerse por sí mismo. Kevin durante casi toda su vida tuvo como principal lugar de descanso un trozo de colchón curtido y desgastado por el tiempo.

Vive junto a su abuela y otros familiares a no más de 100 metros del parqueo de la Asamblea Nacional, en el barrio Santo Domingo, en una casa construida básicamente de desperdicios de materiales de construcción, como plástico, latas viejas, cartón, madera carcomida por las polillas, todo esto sostenido en la parte inferior de la estructura (y no en toda) por tres o cuatro hileras de bloques en grave estado de deterioro.

Kevin recibió de los CLS una cama, un colchón y tres paquetes de pañales desechables. Su abuela, Rosa Rodríguez Dávila, se sintió muy agradecida, pues con su trabajo de echar tortilla no puede satisfacer las necesidades que amerita.

«Él nació normal, pero conforme fue pasando el tiempo fuimos viendo el problema que tenía, pero como le digo las posibilidades no nos daban para llevarlo donde un médico  que lo viera y nos dijera por qué quedó así», afirmó.

Otro caso atendido fue el de Rosa Alpina López de 57 años, quien habita a la orilla de lago Xolotlán en el barrio Rubén Darío. Ella desde hace un par de años permanece inválida, sólo al resguardo de una hija de crianza de 15 años y de su marido, un alcohólico, que se dedica a vender agua en los semáforos de la capital.

Ella recibió una cama y una silla de baño. «Me siento agradecida, yo estaba segura de que no me iban a dejar abandonada. Le agradezco al presidente Daniel porque siempre se acuerda de nosotros los pobres», dijo esta señora.

De acuerdo al compañero Gonzalo Rivera, Secretario Político Interino del FSLN en el distrito I, ellos seguirán haciendo todos los esfuerzos necesarios para llevar más  ayuda a las personas discapacitadas que no pudieron ser incluidas en esta ocasión.

también te puede interesar