Internacionales

EE.UU. considera establecer una base militar en Siria

Para el analista geopolítico Patrick Henningsen Washington y sus aliados tratan de agarrar una parte del país árabe y otro pedazo del norte de Irak para crear una especie de cantón

Ejercito de los Estados Unidos en Afganistán
| abc.es

Redacción Central |

Estados Unidos sopesa la posibilidad de establecer una base militar en Siria, cerca de la frontera con Irak y Turquía, según reveló el diario árabe Al-Hayat, con sede en Londres.

De acuerdo con la publicación, la base se crearía en la ciudad de Al-Malikiyah, en Al-Hasaka, para el despliegue de decenas de asesores militares con la supuesta misión de apoyar a las tropas locales en la lucha contra el grupo terrorista Estado Islámico (EI).

El proyecto, acorde con una fuente diplomática citada por Al-Hayat, contempla la posibilidad de convertir el aeropuerto de Al-Malikiyah en una fortificación militar, desde donde se coordinarían los combates contra el Daesh (acrónimo en árabe del EI).

Asimismo, la publicación recuerda que el Pentágono, que no cuenta con el permiso de Damasco para operar en Siria, transfirió hace semanas alrededor de 50 toneladas de municiones y armamentos a la referida ciudad.

Esta revelación llamó la atención de expertos, luego que el analista geopolítico Patrick Henningsen denunció que Estados Unidos y sus aliados tratan de agarrar una parte de Siria y otro pedazo del norte de Irak para crear una especie de cantón.

De ahí que Washington este considerando la petición del Gobierno turco de volver a poner en marcha un programa para entrenar a los llamados “rebeldes moderados” en Siria, que de aprobarse sería el tercer intento del Pentágono en el país árabe.

En opinión de Henningsen, el verdadero problema es que Turquía nunca ha hecho ningún esfuerzo por asegurar su frontera, es absolutamente porosa y a los terroristas se les permite entrar y salir libremente desde 2011.

“Esta nueva política pasa, en el peor de los casos, por entrenar a los combatientes sunitas dentro de Siria, dentro de lo que esperan que se convierta en una zona segura, y lo único que todo esto hace es reforzar el status quo de Turquía”, explicó.

De esa manera, agregó, el gobierno turco no tiene que cambiar nada en su comportamiento y los problemas continuarán en la región a causa de ello.

Henningsen advirtió que Occidente y sus aliados en la región no han logrado eliminar al presidente Bashar al-Assad, ni colapsar Siria, por lo que ahora están intentando, básicamente, tomar territorio para crear allí “una especie de estado sunita”, acotó.
ros/noa

también te puede interesar