Internacionales

Policía húngara emplea gases lacrimógenos contra migrantes

Alrededor de 200 mil personas que intentan alejarse de los conflictos y la pobreza en países de Oriente Medio y Asia pasaron por Hungría en lo que va de año, pero la mayoría solo pretende seguir hasta otros países europeos.

Policía húngara
La policía húngara utilizó gases lacrimógenos en la frontera con Serbia |

Redacción Central |

La Policía húngara usó gas lacrimógeno contra los refugiados concentrados en la frontera con Serbia.

Los refugiados, que intentan pasar a Hungría para seguir a otras partes de Europa, comenzaron a romper el alambrado y la policía respondió de esa manera, además con agua a presión.

El corresponsal de Rusia Today, quien trabajaba en el lugar de los hechos y ha sido perjudicado, expresó: «Hemos visto a muchos niños afectados por el gas pimienta, a muchas madres de familia llorando por esa situación, gente tirada en el suelo».

Los refugiados han viajado miles de kilómetros desde países como Irak, Siria y Afganistán y llevan días sin comer.

En la madrugada del pasado lunes Hungría terminó de cerrar su frontera con Serbia. Utiliza una doble valla y movilizó a la Policía y al Ejército para prevenir los intentos de los refugiados por cruzar la frontera.

De manera paralela se ha comenzado a aplicar una ley que condena entre uno y cinco años de cárcel la entrada de manera ilegal al país.

también te puede interesar