Internacionales

Primer ministro de China concluyó gira sudamericana

China prevé poner en marcha ambiciosos programas inversionistas en los cuatro países visitados

Primer ministro de China, Li Keqiang concluye su gira por sudamericana
Primer ministro de China, Li Keqiang concluye su gira por sudamericana |

LA VOZ DEL SANDINISMO |

El primer ministro de China, Li Keqiang, clausuró el martes en Santiago de Chile su gira sudamericana, previa a la puesta en marcha de un ambicioso programa de inversiones por 250 mil millones de dólares, que su país pretende inyectar en la región en los próximos 10 años.

Li previamente suscribió ambiciosos acuerdos comerciales en Brasil, Colombia y Perú.

También los selló con la presidenta chilena, Michelle Bachelet, entre ellos el que evita la doble tributación y otro entre los Bancos Centrales para los swaps cambiarios, por un monto de hasta 22 mil millones de yuanes (moneda china), válido por tres años, pero renovable por acuerdo mutuo.

«La facilidad de efectuar pagos en yuanes, directamente en Chile, permitirá reducir los costos de transacción de las operaciones de financiamiento y pagos de comercio exterior, y servicios financieros en general, denominados en dicha moneda, dijo el Banco Central chileno.

«Ello debiera contribuir a potenciar el uso del yuan en el comercio, así como facilitar la toma de posiciones de inversionistas chilenos en esa moneda», agregó.

La cooperación financiera de ambos países resulta clave en estos momentos: en Chile pronto entrará en operación el Banco Chino de la Construcción, el segundo en importancia del país asiático.

Chile fue el primer país de América del Sur en reconocer a la República Popular China, justamente hace 45 años, y el primero en firmar un acuerdo de libre comercio. Pero aunque ha llegado a ser su tercer socio comercial en la región, la inversión china sigue siendo un desafío pendiente que se puede profundizar.

Se trata de un momento propicio para las economías de ambos lados del Pacífico: debido al menor ritmo de crecimiento previsto para los próximos años tanto en China como en la región, el comercio bilateral no seguirá expandiéndose a tasas tan elevadas, por lo que es preciso buscar nuevas oportunidades.

De acuerdo con un documento dado a conocer el lunes por la Cepal (Comisión Económica para América Latina y el Caribe), la diversificación exportadora es el principal desafío de América Latina en su relación comercial con China. Si bien el comercio bilateral se multiplicó 22 veces de 2000 a 2014, el grueso de los envíos regionales al gigante asiático sigue estando constituido en 75% por un número reducido de productos básicos.

Para revertir la preocupante reprimarización exportadora es preciso lograr avances en productividad, innovación, infraestructura, logística y formación y capacitación de recursos humanos, lo cual es fundamental para crecer con igualdad, en un contexto de acelerado cambio tecnológico, indicó Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva de la Cepal.

La capacidad china para tejer alianzas y ganar influencia en América Latina quedó de manifiesto en la gira que arrancó el martes 19 de mayo en Brasil, donde Li Keqiang y la presidenta Dilma Rousseff firmaron 35 acuerdos de inversión por 53 mil millones de dólares y avanzaron en el proyecto de tender una línea férrea transoceánica que unirá el océano Pacífico con el Atlántico, construida con capital chino.

también te puede interesar