Internacionales

Disuelto el Parlamento y se agrava la crisis en Haití

Presidente Martelly dice que no gobernará por decreto y que prefiere celebrar elecciones

martel
Michel Martelly |

Redacción Central |

Haití amaneció este miércoles sin Parlamento tras fracasar un acuerdo que prorrogaría su ejercicio, según lo establecido en la Constitución, con lo cual se agrava la crisis en ese sufrido país.

El Gobierno y partidos de la oposición no pudieron concretar un acuerdo firmado a finales de diciembre pasado que permitiría al Parlamento mantenerse activo, conocer el programa del primer ministro designado, Evans Paul, e introducir cambios en la ley electoral, entre otros puntos.

La parálisis del Legislativo, según la norma constitucional, otorga al presidente haitiano, Michel Martelly, poderes especiales para gobernar por decreto, aunque el mandatario ha reiterado que esa no es su intención y que prefiere agilizar los acuerdos y celebrar los comicios municipales y legislativos, epicentro de la grave crisis de gobernabilidad, tras ser pospuestos en varias oportunidades.

Durante los intensos encuentros realizados en los últimos días para evitar la parálisis parlamentaria, Martelly aseguró que esas elecciones se celebrarán antes del final de este año, mientras de manera transitoria se forma un gobierno de consenso, acuerdos pactados este domingo con líderes de varios partidos de oposición.

Se espera que en las próximas horas Paul tome posesión del cargo y se comprometa a garantizar el correcto funcionamiento de las instituciones para crear condiciones propicias para celebrar elecciones creíbles y honestas.

Entre los detalles del pacto está que ningún representante del gobierno o de algún partido político podría ser parte del próximo consejo electoral de Haití, el cual es responsable de organizar las elecciones.

Ese consejo será integrado por nueve sectores, entre ellos las iglesias católica, protestante y la religión popular vudú, las organizaciones de madres y patronales, campesinas, sindicales, la prensa y la universidad, trascendió.

Ante tal acuerdo, la oposición radical reaccionó con el anuncio de que intensificará las protestas callejeras con las que intentan obligar a Martelly a renunciar antes que termine su mandato el año próximo.

Este martes, los abogados opositores al Gobierno, Newton St Juste y André Michel, llamaron a la población a la desobediencia civil, y a la «legítima defensa» frente a lo que llaman la «represión» de las autoridades contra la población.

Los letrados invitaron a los ciudadanos, según lo publican medios electrónicos locales, a utilizar todas las «armas pacíficas y democráticas» para luchar contra el Gobierno de Martelly.

también te puede interesar