Internacionales

Once indígenas mueren por caída de un rayo en Colombia

Presidente Santos traslada mensaje solidario a la comunidad afectada y orienta medidas de atención a heridos y sobrevivientes

Atención médica a sobrevivientes
Atención médica a sobrevivientes |

Redacción Central |

La caída de un rayo durante un encuentro que celebraba  una comunidad indígena  en una zona rural de Santa Marta, en el departamento colombiano de Magdalena (norte),  provocó la muerte de por lo menos once personas y otras trece resultaron heridas.

El presidente colombiano Juan Manuel Santos dirigió un mensaje solidario a los pobladores de la zona indígena ubicada de la Sierra Nevada de Santa Marta y orientó medidas inmediatas de atención a los heridos y sobrevivientes.

La Defensoría envió a un protector comunitario a la zona de la tragedia y articuló una sala de crisis dispuesta por los organismos de seguridad y socorro, informó el Ejecutivo en un comunicado.

Asimismo, un equipo de la Defensoría Regional se encargará de visitar a los indígenas heridos trasladados a Santa Marta con el fin de verificar la atención médica que se les proporcione en los distintos centros asistenciales.

Los indígenas  de la étnica Wiwa celebraban un taller  sobre el plan de salvaguarda de los recursos naturales y estaban  reunidos cuando  se produjo una tormenta eléctrica  y un rayo hizo impacto en el sitio en que se encontraban.

Entre los afectados hay niños, mujeres y hombres. «Los heridos fueron llevados a la ciudad de Santa Marta a varios centros clínicos con quemaduras de primero y segundo grado», aseguró un testigo presencial.

Según las fuentes consultadas por Colprensa, entre los fallecidos está Juan Ramón Gil, quien es el máximo líder indígena en esta parte del país.

Hasta la zona se ha trasladado una comisión integrada por agentes del Cuerpo Técnico de Investigaciones (CTI) de la Fiscalía, Ejército, y un grupo de médicos para atender a los heridos y establecer el número real de víctimas.

El general Germán Saavedra, de la Primera Brigada del Ejército colombiano, ha indicado que los trece indígenas que resultaron heridos ya fueron trasladados en helicóptero hasta Santa Marta donde serán atendidos en los distintos centros hospitalarios de la ciudad.

Los Wiwa se asientan en zonas bajas de la Sierra Nevada, ubicada en el departamento del Magdalena, en zona limítrofe con el Cesar y La Guajira, si bien ascienden a zonas elevadas para mantener sus encuentros comunitarios.

Esta imponente montaña, que cae al mar Caribe, es también hogar de las etnias indígenas koguis, arhuacos, y kankuamos.

El Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) explicó que estos rayos son producto de un exceso de energía motivada por las altas temperaturas que se registraron en el norte del país, donde se sintieron los efectos de una «onda tropical» que provocó una «nubosidad bastante lenta».

Por este motivo, recomendó a la población no situarse bajo los árboles, en aras de reducir riesgos.

también te puede interesar