Internacionales

Criticas al sistema sanitario estadounidense por tardanza con caso de ébola

Acudió al médico días antes y se le envió a la casa con antibióticos, facilitando el posible contagio a otras personas

Texas Health Presbyterian Hospital
Texas Health Presbyterian Hospital |

Redacción Central |

El enfermo de ébola en Dallas, Texas, acudió a un centro médico el pasado 26 de septiembre con síntomas de cierta complicación, pero el personal médico le prescribió antibióticos y le envió a casa, pero dos días después tuvo que ser trasladado en una ambulancia al Texas Health Presbyterian Hospital, donde permanece ingresado desde entonces.

La estación de televisión WFAA de Dallas informó este miércoles que el paciente fue identificado por su hermana, Mai Wureh, como Thomas Eric Duncan, un ciudadano de Liberia, sin embargo, el dato no ha sido confirmado aún por las autoridades.

Wureh narró a la estación de televisión que su hermano, que llegó de Liberia el día 20, pocos días después se sintió mal y acudió al hospital el pasado viernes 26, pero lo regresaron a casa sólo con antibióticos.

La hermana dijo que personal del hospital le pidieron su número de Seguro Social y él les dijo que no tenía porque era de Liberia y estaba de visita en el país.

La tardanza en descubrir el caso ha provocado críticas al sistema sanitario estadounidense.

Muchos se preguntaban este miércoles cómo es posible que a los médicos estadounidenses no se les encendiera “el bombillo rojo” con todo esos datos e identificaran inmediatamente a un paciente con síntomas de ébola, lo que expuso a otros a la enfermedad durante cuatro días antes de que éste fuera aislado.

Entre 15 o 20 personas, entre ellos cinco niños,  estuvieron en contacto con el paciente durante los cuatro días que transcurrieron desde que se le manifestó la enfermedad hasta que fue internado y puesto bajo estricto aislamiento.

Tras confirmar el diagnóstico a través de una prueba de laboratorio, el director de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC), Thomas Frieden, enfatizó ayer que no es probable que la enfermedad se propague en Estados Unidos como ha sucedido en África occidental.

Los cinco niños que estuvieron en contacto con el enfermo son alumnos de cuatro colegios diferentes, señalaron las autoridades.

Desde Ginebra, la Organización Mundial de la Salud afirmó que las dos vacunas que presumiblemente serán elegidas como un sistema de inmunización efectivo y fiable para luchar contra el virus del ébola no estarán listas hasta marzo.

también te puede interesar