Internacionales

Reafirma ex presidente Lugo que su destitución fue Golpe de Estado

El ex presidente paraguayo aseguró que su destitución fue una nueva modalidad de Golpe de Estado que permitió reponer a la clase privilegiada.

Fernando Lugo
Fernando Lugo, ex presidente de Paraguay, reafirmó este fin de semana a medios de prensa que su destitución mediante un juicio político, de la que se cumple un año, fue una nueva modalidad de Golpe de Estado, que permitió reubicar en la presidencia a la clase oligárquica privilegiada históricamente en el país suramericano. | ultimahora

Redacción Central |

El ex presidente paraguayo aseguró que su destitución fue una nueva modalidad de Golpe de Estado que permitió reponer a la clase privilegiada.

Fernando Lugo, ex presidente de Paraguay, reafirmó este fin de semana a medios de prensa que su destitución mediante un juicio político, de la que se cumple un año, fue una nueva modalidad de Golpe de Estado, que permitió reubicar en la presidencia a la clase oligárquica privilegiada históricamente en el país suramericano.

Apuntó que este novedoso Golpe de Estado fue un retroceso en cuanto a la democracia del país y una falta de respeto a la soberanía popular, al destituir a un presidente electo democráticamente con alta participación y con un porcentaje de gran diferencia con los otros candidatos que aspiraron a la presidencia.

El ex presidente y actual senador por el izquierdista Frente Guasú (FG), elegido en los comicios del 21 de abril pasado, conmemoró en el departamento suroriental de Itapúa, junto con unos 400 militantes de su partido, el aniversario de su destitución, un hecho que aisló al país de sus vecinos y cuyo detonante, la matanza de Curuguaty, sigue pendiente de juicio, lo que indica que solo fue un pretexto.

El distinguido político paraguayo indicó que sin dudas el golpe parlamentario de hace un año marcó un gran retroceso en el sistema democrático del país, participativa, que han impulsado desde el Gobierno y su relación constante con la ciudadanía.

Lugo, ex obispo y ex mandatario, viajó a Itapúa acompañado de los otros cuatro senadores electos del FG, el único grupo político que le mantuvo el apoyo durante el juicio político que organizó el Legislativo, que por mayoría lo consideró culpable de mal desempeño.

El político denunció que los medios de prensa han cooperado fuertemente con su silencio para que estos acontecimientos se puedan olvidar con el tiempo, porque no les conviene que esta página tan negra de la historia política del Paraguay sea difundida ampliamente y que se mantenga activa en la conciencia de la población de la nación.

El distinguido político dijo que la gente va recordando constantemente su destitución por la falta de atención en las políticas públicas del actual Gobierno del liberal Federico Franco, ex vicepresidente durante el mandato de Lugo, porque como olvidar el Golpe de Estado cuando una cadena de corrupción institucional y personal que ocupa actualmente el Gobierno, tomado tras ese novedoso Golpe perpetrado por la oligarquía histórica del país.

también te puede interesar