Internacionales

Afectan fuertes lluvias áreas arrasadas por tornados en Estados Unidos

Fuertes lluvias y tormentas eléctricas castigan el área de Moore, Oklahoma, donde la población continúa en tareas de recuperación tras un tornado

Oklahoma
La población de Moore, estado de Oklahoma, sufre de fuertes lluvias y tormentas eléctricas, región que fue azotada por un tornado que dejó 24 personas muertas, numerosos desaparecidos y considerables daños materiales. | Internet

Redacción Central |

Fuertes lluvias y tormentas eléctricas castigan el área de Moore, Oklahoma, donde la población continúa en tareas de recuperación tras un tornado

La población de Moore, estado de Oklahoma, sufre de fuertes lluvias y tormentas eléctricas, región que fue azotada por un tornado que dejó 24 personas muertas, numerosos desaparecidos y considerables daños materiales.

Imágenes transmitidas por el canal multinacional Telesur mostraron este jueves a brigadas de limpieza realizando su labor bajo fuertes aguaceros y descargas eléctricas que hacían más difícil la eliminación de los desechos sólidos que dejó el fuerte tornado. Además, las autoridades meteorológicas del país norteño pronostican que esas condiciones atmosféricas continuarán, al menos, en este día.

Medios de esa localidad norteamericana señalan que la tormenta de inicio de semana cobró la vida de 24 personas, entre ellos nueve niños de una escuela alcanzada directamente por el torbellino con categoría máxima de la escala Fijita EF5 y con vientos de 320 kilómetros por hora.

La fuente indica que este fenómeno natural es uno de los más mortíferos que han pasado por el estado de Oklahoma, que en una faja de tres kilómetros dejó con daños de consideración a dos mil 400 viviendas, mientras unos 10 mil habitantes fueron afectados.

La oficina de la gobernadora de Oklahoma, Mary Fallin, señala que los heridos se elevaron a 353, mientras que seis personas reportadas como desaparecidas fueron encontradas, de ellas cinco vivas y una fallecida.

En declaraciones a medios de prensa televisivos, el alcalde de Moore, Glenn Lewis, se pronunció a favor de una ley para obligar a todos los edificios en el futuro a tener refugios subterráneos para evitar los efectos de tornados.

Hasta horas de la mañana de este jueves se calcularon las pérdidas a causa del impacto del torbellino en unos dos mil millones de dólares.

también te puede interesar