Internacionales

Argentina desclasifica documento sobre la Guerra de las Malvinas

El gobierno sudamericano reclama la soberanía sobre el archipiélago por sus derechos geográficos, históricos y jurídicos

presidenta argentina, Cristina Fernández
Presidenta argentina, Cristina Fernández |

Redacción Central |

El gobierno sudamericano reclama la soberanía sobre el archipiélago por sus derechos geográficos, históricos y jurídicos

El gobierno argentino reveló este miércoles el Informe Rattenbach, documento clasificado sobre las responsabilidades políticas y militares en la guerra de Argentina y Gran Bretaña por las Islas Malvinas.

La presidenta Cristina Fernández decretó este martes que se constituyera una comisión para analizar dicho documento antes de hacerlo público.

Según la decisión oficial, las acciones de la dictadura que consumó el terrorismo de Estado (1976-1983) demuestran que la información clasificada con carácter no público no estuvo destinada a la protección de intereses legítimos.

Por el contrario, sirvió como medio para ocultar las maniobras ilegales del gobierno de facto, quien propició el conflicto bélico, señala el decreto publicado este miércoles en el Boletín Oficial.

A 30 años del enfrentamiento en el Atlántico sur, y a casi la misma cantidad del restablecimiento de la democracia, no es posible consentir la inaccesibilidad de tal documentación argumentando el carácter de secreto de Estado, precisa la disposición.

Además, considera que mantener clasificaciones de seguridad de carácter no público, con respecto a información sobre la época del terrorismo de Estado, resulta contrario a la política de memoria, verdad y justicia adoptada por Argentina desde 2003 (año que marca el inicio del período de mandato del expresidente Néstor Kirchner).

El enfrentamiento por el control de las Malvinas, Georgia y Sandwich del Sur, situadas a unas 400 millas marinas de la costa de este país, se considera una fórmula utilizada por el dictador Leopoldo Galtieri (1982-1983) para desviar la atención de la crisis económica y política interna.

La contienda concluyó con la muerte de 649 argentinos y 255 británicos, y el mantenimiento del dominio de Londres en esos territorios.

Argentina reclama la soberanía sobre el archipiélago por considerar que tiene derechos geográficos, históricos y jurídicos.

Organismos internacionales como la Organización de las Naciones Unidas han llamado a un diálogo entre ambas partes, que Reino Unido se niega a viabilizar, mientras mecanismos regionales como la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños han expresado su apoyo a esa causa del país austral.

(Redacción Central La Voz del Sandinismo-Prensa Latina)

también te puede interesar