Internacionales

Fuertes protestas populares ante inauguración de Foro Económico Mundial

Manifestantes denuncian las injusticias del sistema capitalista

Globos de protesta vuelan sobre el foro económico mundial
Mientras los ricos debaten nuevas recetas, en las cercanías del Centro de Congresos de Davos, un grupo de indignados del movimiento Occupy levantó un campamento de iglús para pedir cambios radicales en el sistema. | elnuevoherald

Redacción Central |

Manifestantes denuncian las injusticias del sistema capitalista

Bajo fuertes medidas de seguridad comenzó este miércoles en Davos, Suiza, el Foro Económico Mundial, donde se reúnen gobernantes y las personas más ricas del planeta, mientras cerca de este lugar manifestantes denunciarán las injusticias del capitalismo.

Unos cinco mil soldados fueron desplegados en la pequeña y montañosa localidad suiza con motivo del arribo de más de dos mil participantes, entre ellas alrededor de medio centenar de jefes de Estado y gobierno.

Los efectivos cercaron la estación alpina y vigilan los accesos por carretera y ferrocarril, mientras que aviones caza F18-A, provistos de municiones de combate, y varios helicópteros controlan el espacio aéreo en un área de 46 kilómetros.

El foro, inaugurado por la canciller federal alemana, Ángela Merkel, tendrá lugar en un momento marcado por la crisis de la deuda, los problemas del euro, el incremento del desempleo y los temores a una recesión planetaria.

Durante cuatro días, las élites económicas y financieras intentarán debatir recetas para «tratar de transformar el capitalismo», ante las evidencias de que en su forma actual ya no encaja en el mundo.

En varios países de Occidente las medidas aplicadas para enfrentar la crisis y salvar a los bancos, a costa de los recortes sociales y los ajustes, han frenado el desarrollo económico y encarecido el costo de la vida.

Esto ha ocasionado un amplio movimiento de protesta en muchas naciones, que llegó incluso a este exclusivo rincón de los alpes suizos.

Mientras los ricos debaten nuevas recetas, en las cercanías del Centro de Congresos de Davos, un grupo de indignados del movimiento Occupy levantó un campamento de iglús para pedir cambios radicales en el sistema.

«Nuestro mensaje es: no dejes que decidan por ti y vamos a colocar este slogan justo frente a ellos, frente a los que se hacen llamar líderes globales», dijeron.

(La Voz del Sandinismo-Prensa Latina)

también te puede interesar