Internacionales

Aumenta el estrés infantil en Costa Rica

Los estudiantes sienten ansiedad por la presión escolar y el miedo al fracaso

estrés infantil
El matonismo o agresión escolar, el escaso tiempo que los padres comparten con sus hijos, la falta de oportunidades para realizar actividades al aire libre, la sobrecarga académica y la sobreexigencia de algunas familias son algunos de los factores que propician el estrés infantil, explicó Yasmín Jaramillo, jefa del Servicio de Psiquiatría del Hospital Nacional de Niños de Costa Rica. | Internet

Redacción Central |

Los estudiantes sienten ansiedad por la presión escolar y el miedo al fracaso

El matonismo o agresión escolar, el escaso tiempo que los padres comparten con sus hijos, la falta de oportunidades para realizar actividades al aire libre, la sobrecarga académica y la sobreexigencia de algunas familias son algunos de los factores que propician el estrés infantil, explicó Yasmín Jaramillo, jefa del Servicio de Psiquiatría del Hospital Nacional de Niños de Costa Rica.

Los médicos a menudo deben medicar a los estudiantes por la ansiedad provocada por los exámenes, puesto que en pocas escuelas se cuenta con psicólogos para auxiliar a los alumnos, afirmó.

Según Alfredo Mora, jefe de Gastroenterología del Hospital Nacional de Niños, es cada vez más común observar a menores con síntomas físicos como constipación, diarreas o dolores abdominales.

Esos síntomas se hacen más frecuentes los domingos por la noche, cuando se acerca el regreso a clases, dijo, y señaló que los infantes somatizan su angustia porque les resulta más difícil verbalizarla.

Otros síntomas comunes son los dolores de cabeza y los músculos contraídos, aunque el problema puede manifestarse también con señales psicológicas tales como bajo rendimiento escolar, trastornos del sueño, agresividad, aislamiento, depresión, miedos irracionales o conductas antisociales, indicó por su parte la psicóloga María Ester Flores.

La especialista recomendó a los padres enseñar a sus hijos a manejar sus emociones, a organizar sus actividades y a amar el aprendizaje en sí mismo, sin concentrarse específicamente en las calificaciones.

De acuerdo con Rocío Solís, jefa de la Contraloría de Derechos Estudiantiles, el Ministerio costarricense de Educación Pública carece de un programa específico para disminuir el estrés en los estudiantes.

(Redacción Central La Voz del Sandinismo-Agencias)

también te puede interesar