Internacionales

Un Día Mundial de la Tierra con el planeta en peligro

Fecha instituída por la ONU es opacada por el irrespeto del hombre a los derechos de la Madre Tierra

Planeta Tierra
El mundo celebra este 22 de abril, por segundo año consecutivo, el Día internacional de la Madre Tierra, fecha instituida por la Organización de Naciones Unidas tras la iniciativa del Presidente de Bolivia, Evo Morales. | Internet

Redacción Central |

Fecha instituída por la ONU  es opacada por el irrespeto del hombre a los derechos de la Madre Tierra

El mundo celebra este 22 de abril, por segundo año consecutivo, el Día internacional de la Madre Tierra, fecha instituida por la Organización de Naciones Unidas (ONU) tras la iniciativa del Presidente de Bolivia, Evo Morales.

Para conmemorar la fecha, las autoridades de ese país analizaron los derechos del planeta y los debates de la pasada Cumbre de los Pueblos sobre la preservación del planeta, celebrada en Cochabamba (centro) en el 2010.

La evaluación de la situación que vive hoy el planeta sufriendo los excesos de las grandes potencias en el consumo irrefrenable de recursos, la emisión de gases de carbono también sin freno, los ensayos de las más poderosas y destructoras armas que dañan el medio ambiente y las guerras de conquista usando esas mismas armas, apenas puede subrayar la gravedad del momento.

Este sábado en Tiquipaya, Cochabamba (centro), lugar de la Cumbre de los Pueblos, las máximas autoridades de Bolivia realizarán esa evaluación y abogarán por  un nuevo impulso en esta campaña mundial por los derechos de la Madre Tierra

En abril del año pasado, el departamento de Cochabamba fue sede de la Conferencia Mundial de los Pueblos sobre Cambio Climático y Derechos de la Madre Tierra en Bolivia (Cmpcc). En el encuentro participaron representantes gubernamentales y de la sociedad civil de 126 países.

Durante esa reunión  fue aprobado un proyecto de declaración universal de los derechos de la Madre Tierra, que señala al modelo económico capitalista como responsable del calentamiento global y plantea un cambio radical basado en la armonía entre el hombre y la Naturaleza.

El documento advirtió que ya se excedió en 30 por ciento la capacidad del planeta para regenerarse y que a este ritmo de sobreexplotación, se necesitarían dos planetas el año 2030.

Pese a la insistencia del gobierno de Bolivia y de movimientos sociales de ese país, el citado proyecto de declaración no fue considerado en la Cumbre de la ONU que sobre cambio climático  se realizó a finales de 2010 en Cancún, México.

también te puede interesar