Internacionales

Escritor colombiano es discriminado en Air France

Hernando Calvo Ospina, periodista encargado por el mensuario Le Monde Diplomatique para realizar un reportaje en Nicaragua, sufrió un atropello por la postura extremista de Estados Unidos

Redacción Central |

Hernando Calvo Ospina, periodista encargado por el mensuario Le Monde Diplomatique para realizar un reportaje en Nicaragua, sufrió un atropello por la postura extremista de Estados Unidos

El periodista y escritor colombiano Hernando Calvo Ospina denunció que su presencia en un vuelo de Air France con destino México provocó un serio problema a raíz de la postura extremista de Estados Unidos.

Fue desautorizado el paso del aparato Boeing 747 del vuelo 438 por el territorio estadounidense, en razón de una exigencia del TSA (Transportation Security Administration) del departamento de seguridad nacional de ese país.

La noticia fue confirmada este martes por la aerolínea Air France en París, que admitió la potestad del TSA de restringir trayectos cuando estos sobrevuelan su espacio a causa de pasajeros, según su punto de vista, sospechosos.

Calvo Ospina, residente en Francia y encargado por el mensuario Le Monde Diplomatique para realizar un reportaje en Nicaragua, el verdadero destino de su viaje, fue interrogado en el avión y luego en el aeropuerto de México.

Según relató, cinco horas antes de aterrizar en México, los viajeros fueron notificados de que la nave tendría que desviarse a Martinica para cargar combustible ante la negativa norteamericana de que pasara sobre su territorio.

El motivo: entre los pasajeros que colmábamos el avión viajaba una persona que no era bienvenida por razones de seguridad nacional, explicó el autor de varios libros acerca de Colombia y de Cuba.

Después de despegar de Martinica, el copiloto me pidió lo acompañara a la parte final del avión y me hizo varias preguntas tras identificarme como Hernando Calvo Ospina,    el responsable del desvío del aparato, añadió.

Quedé atónito. Mi primera reacción fue peguntarle: ¿usted cree que soy terrorista ?. Me dijo que no, que por eso me estaba avisando, y me aseguró que era la primera vez que esto le pasaba a un avión de AF, puntualizó.

Reconoció que si bien fue tratado con educación y sin agresividad, debió responder a numerosas preguntas relacionadas con su vida personal por parte de autoridades en México, quienes finalmente le permitieron ingresar.

Por último, Calvo Ospina cuestionó la paranoia de la parte estadounidense y el silencio de Air France y las autoridades francesas en torno a este tipo de prácticas que atentan contra los derechos ciudadanos más elementales.

también te puede interesar