Economía

Cepal celebra período 36 de sesiones en México

En la apertura de la reunión de cuatro días, el país anfitrión relevó a Perú en la presidencia por dos años del organismo económico regional de Naciones Unidas, con sede en Chile

Cepal
Cepal |

Redacción Central |

México asumió este martes la presidencia pro tempore de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) de Naciones Unidas, con el compromiso de establecer una sólida alianza en la región.

El cambio de presidencia de Perú a México ocurrió en el marco del 36 Periodo Ordinario de Sesiones de la Cepal, inaugurado la tarde de este martes en la residencia oficial de Los Pinos por el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, y la secretaria ejecutiva del organismo internacional, Alicia Bárcena.

Peña Nieto aseguró que México cumplirá la parte que le corresponde en el acuerdo global de la Agenda 2030 para el desarrollo sostenible, pero también buscará establecer una sólida alianza con América Latina y el Caribe para su cumplimiento.

Continuaremos siendo un factor de encuentro, unidad e integración en todos los foros y mecanismos de diálogo, afirmó el primer mandatario.

Por su parte, la secretaria ejecutiva del organismo regional subrayó que la desigualdad y la insostenibilidad ambiental conspiran contra el desarrollo y la seguridad de los pueblos.

Lograr la igualdad en el mundo y en la región es indispensable en una época de vertiginosos cambios en la que la economía predominante exacerba un “estilo de desarrollo insostenible”.

Ello en un escenario económico complicado porque el producto interno bruto (PIB) mundial crece a un promedio mucho menor que hace unas décadas y no se prevé una mejora sustantiva, recordó.

A este factor se le suma una ‘creciente desigualdad global’, y produce incongruencias como que hay más liquidez, más riqueza, pero no se invierte ‘en bienes, servicios, innovación, ni capacidades’, enfatizó la bióloga mexicana.

Las cifras hablan por sí solas: 62 personas en el mundo concentran la riqueza de otras tres mil 500 millones, la mitad de la población mundial.

‘Y somos testigos de una agudización sin precedente de la crisis ambiental’, con sequías, pérdida de biodiversidad y la reducción de hielo ártico en los pasados 30 años de un tamaño similar al de México.

Ante este escenario, urgió a la clase política a tomar ‘una dirección clara’ que empuje este necesario cambio en el modelo productivo y de desarrollo, a fin de impulsar la economía, pero sin olvidar el medioambiente, que es fundamental, señaló Bárcena. ‘Esta no es una propuesta técnica, es una propuesta política’, señaló de nuevo a la audiencia.

También habló de la urgencia de que los países emergentes actualicen su sector tecnológico, trabajen en nueva reglas de comercio y propiedad intelectual, y creen una red de seguridad financiera, con el objetivo de fortalecer el Estado y apuntalar la inversión, indicó.
ros/mau

también te puede interesar