Curiosidades

Un planeta prohibido

La astronomia tiene novedades de manera constante, entre ellas el descubrimiento de un planeta

55570
Un planeta prohibido |

Oliverio Celaya |

La astronomía constituye una de las ciencias más interesantes del Planeta y está llega de novedades todos los años, con descubrimientos a partir de observaciones constantes de los científicos.

De ahí el descubrimiento de un planeta misterioso y prohibido, al juicio de quienes lo atienden y registran todos sus cambios.

Le llamamos planeta prohibido porque no se suponía que pudiera estar allí», explicó el astrónomo Daniel Bayliss. Su temperatura es de  mil grados centígrados y tiene una masa 20 veces más grande que la Tierra. Pero lo más extraño de este planeta es el lugar donde se encuentra.

Un equipo internacional de científicos descubrió el primer exoplaneta (planeta exterior al Sistema Solar) en una zona llamada el Desierto Neptuniano, una región tan cercana a una estrella que, según se pensaba, planetas de tamaños similares a Neptuno no podían sobrevivir.

«Este planeta es muy especial porque está muy, muy cerca de la estrella que orbita, es muy caliente y pensamos que los planetas no podían vivir en esas condiciones», explicó Daniel Bayliss, investigador del departamento de astrofísica de la Universidad de Warwick en Inglaterra y uno de los autores del nuevo estudio.

«Pensábamos que en el llamado Desierto Neptuniano un planeta de tamaño similar a Neptuno se evaporaría casi totalmente por la radiación, ya que gran parte de estos planetas está compuesta de gas, con solo un núcleo rocoso».

Los astrónomos sí conocían planetas del tamaño de Júpiter que viven en esa órbita, pero según explicó Bayliss, «cuando un planeta llega al tamaño de Júpiter su gravedad es mucho mayor y puede por ello retener el gas de su atmósfera y no evaporarse».

También se habían detectado planetas muy pequeños, núcleos rocosos que quedaron luego de la evaporación de la atmósfera, pero jamás un planeta como el recién descubierto que retenga su atmósfera.

El exoplaneta fue detectado con el telescopio NGTS, Next Generation Transit Survey, que se encuentra en el observatorio europeo de Cerro Paranal en el desierto de Atacama en Chile. El nombre científico del planeta es NGTS-4b, según explica el estudio publicado en la revista Monthly Notices of the Royal Astronomical Society.

Es un poco más pequeño que Neptuno, tiene tres veces el tamaño de la Tierra, y se encuentra a 920 años luz de distancia de nuestro planeta. NGTS-4 orbita alrededor de su estrella en apenas 1,3 días, y en ese período recorre una distancia equivalente a la órbita de la Tierra alrededor del

Los científicos creen que puede haberse mudado «recientemente» al Desierto Neptuniano, en el último millón de años. Otra posibilidad es que el planeta haya sido más grande y su atmósfera esté en pleno proceso de evaporación.

De cualquier manera, y al margen de las complicaciones científicas, es una curiosidad astronómica
que llama la atención.

mem/rfc

también te puede interesar