Curiosidades

La crema solar eléctrica

Sus creadores dicen en su sitio web que también permite "aplicar la dosis perfecta" con la máxima eficiencia

ioni
|

LA VOZ DEL SANDINISMO |

El desarrollo tecnológico mundial apunta no solo a grandes acontecimientos industriales y descubrimientos muy especiales, sino que también acompaña al ser humano en sus pequeñeces como es el caso del día a día.

De ahí que la aparición de una crema de protección solar eléctrica, constituya una novedad indiscutible.

Además de la dificultad que tienen las cremas solares tradicionales de alcanzar ciertas zonas del cuerpo, está el problema de dejar algunas áreas de la piel al descubierto o no poner la cantidad suficiente, exponiéndolas a quemaduras.

Reciéntenme se presentó en la feria CES (Consumer Electronics Show) de Las Vegas, Estados Unidos, el evento de electrónica de consumo más importante del año, un producto revolucionario para protegernos del sol.

Se trata de un spray llamado Ioniq que promete «alcanzar todas las zonas del cuerpo» y «no dejar las manos pegajosas».
Sus creadores dicen en su sitio web que también permite «aplicar la dosis perfecta» con la máxima eficiencia. El producto fue desarrollado por la compañía alemana Wagner Group. Su lanzamiento oficial al mercado será el próximo mes de mayo.

Wagner es, en realidad, una empresa de sistemas de revestimiento para pintura y otros materiales líquidos para automóviles y otros productos.

Pero hace algunos años, a un empleado de la firma se le ocurrió la idea de desarrollar una crema de protección solar usando una tecnología similar… y aplicarla sobre personas en lugar de autos.
El sistema funciona «atrayendo un líquido magnético a la piel de manera automática, usando campos magnéticos entre la piel y el dispositivo», dicen sus inventores. «La atracción es tan fuerte que las gotas se pueden rociar uniformemente sobre la piel, incluso con vientos fuertes», añaden.

También explican que no hace falta frotar le piel y que se genera la cantidad adecuada de manera «más rápida y uniforme que los productos convencionales, incluso en áreas más difíciles de alcanzar, como la espalda».

Dentro del bote de esta crema solar «hay dos almohadillas metálicas que, al presionarlas, generan una carga eléctrica en el cuerpo», explica Chris Fox. «No puedes sentirlo, pero eso significa que no puedes usarlo si tienes un marcapasos», señala.
Las gotas de líquido que atrae a la piel es algo así «como cuando tu pelo es atraído a un globo por la carga eléctrica». Fox probó el spray bajo una cámara ultravioleta para comprobar su funcionamiento y efectividad.

Mel/Rfc

también te puede interesar