Cultura

Publican obra sobre presencia rusa en Nicaragua

En su libro Compatriotas en Nicaragua, la escritora Helena Ramos valora la presencia de la comunidad migrante rusa en nuestro país

Redacción Central |

Una investigación y vivencias personales motivaron a la escritora Helena Ramos a escribir su nuevo libro, titulado Compatriotas en Nicaragua, en el que valora la presencia de la comunidad migrante rusa en nuestro país. 

La obra que trata sobre el colectivo europeo asentado en este país latinoamericano será presentada la tarde de este jueves, en el Instituto de Historia de Nicaragua y Centroamérica, de la Universidad  Centroamericana. 

Según el estudio realizado por la escritora, el mayor flujo de rusos ocurrió durante la década de los años ochenta, cuando aquellos ciudadanos fueron atraídos por la Revolución Sandinista o por sus relaciones con nicaragüenses, lo que dio paso, a lo que ella llama “la diáspora rusa”. 

El libro se refiere a los distintos grupos de emigrantes cuya cifra la autora calcula en alrededor de diez mil, y entre los que se encuentran por ejemplo, los miembros de la familia Rascovsky, cuyos antepasados tienen su origen en San Petersburgo, en los años del Imperio Ruso. 

El libro también destaca  a los emigrantes de los años ochenta, después del triunfo de la Revolución Sandinista, muchos de ellos fueron funcionarios de la Embajada de Rusia en Nicaragua que se quedaron enamorados del país, su clima y su gente. 

Entre los emigrantes actuales, Ramos sitúa a los que llegan al país para invertir en bienes raíces, o para trabajar. Entre estos últimos sobresale la pianista Larisa Pilipenko. Su padre labora aquí, mientras ella incursiona en la música clásica.

también te puede interesar