Cultura

En los premios Grammy no se deben ver ni traseros, ni senos, ni pezones

Así lo advirtió la cadena de televisión estadounidense CBS, responsable de la transmisión del espectáculo

Redacción Central |

En los premios Grammy no se deben ver ni traseros, ni senos, ni pezones
Así lo advirtió la cadena de televisión estadounidense CBS, responsable de la transmisión del espectáculo

Para evitar cualquier «mal funcionamiento» en los vestuarios de quienes participarán en la ceremonia de premios Grammy, la cadena de televisión estadounidense advirtió que no se deben ver «ni nalgas, ni senos, ni pezones».

La cadena envió a los que participarán en el gran evento el próximo domingo un email con el título: «Asesoría sobre el estándar y práctica del vestuario».

El canal está preocupado por las cuantiosas multas que impone la Federal Communications Commision (FCC) (Comisión Federal de Comunicaciones) cada vez que alguien viola las regulaciones sobre indecencia en los medios de comunicación.

La CBS todavía debe estar curándose la herida de la multa de 550 000 dólares que le impuso la FCC en 2004 por aquel problema de vestuario -¿quién no recuerda el pezón (nipple, en inglés) de Janet Jackson?- durante el medio tiempo del XXXVIII Super Bowl, aunque la multa fue apelada y eventualmente anulada tras una larga disputa legal.

A partir de ese evento, ahora conocido como Nipplegate, la FCC incrementó su multa de 27 500 a 325 000 por cada violación de la regulación sobre indecencia.

Por eso ahora la CBS se muestra firme. Y aunque su email (obtenido por el sitio web Deadline.com) ya ha sido motivo de numerosas bromas en las redes sociales, recuerda a los que van a participar en la ceremonia que si están pensando usar un vestido como el modelo que llevaba Jennifer López en la ceremonia de los Grammy en 2000, mejor lo piensen dos veces.

La «Asesoría sobre el estándar y la práctica de vestuario» dice que «todo el talento que aparezca en cámara debe adherirse a la política de la Cadena referente al vestuario».

«Por favor asegúrense de que las nalgas y los senos femeninos estén adecuadamente cubiertos», dice el documento, citado por varias agencias de prensa.

«Los vestuarios con tangas son problemáticos. Por favor eviten exponer carne desnuda bajo las curvas de las nalgas y la raya del trasero. Descubrirse los laterales de los senos y las curvas debajo de éstos también es problemático», precisa.

«Por favor eviten las ropas de telas transparentes que puedan potencialmente exponer pezones de los senos femeninos», instruye.

El mensaje continúa: «Por favor asegúrense de que la región genital está adecuadamente cubierta para que no haya una exposición de piel ’erizada’» (esta última palabra desató un enorme debate en internet sobre qué exactamente quiere decir la Cadena con la palabra «puffy» en inglés; todavía no se logra aclarar el misterio).

Y también hay un consejo para quienes suelen presentarse en cámara en estas grandes ceremonias con listones o signos que representan causas:

«Por favor eviten la identificación comercial de productos de marca en sus camisetas. El lenguaje extranjero en la ropa deberá ser aprobado previamente. LA OBSCENIDAD O LA OBSCENIDAD VISTA PARCIALMENTE EN EL VESTUARIO ES INACEPTABLE PARA LA TRANSMISIÓN», afirma el email (así, en mayúsculas).

El vestido de Fergie no pasaría los estándares de los 55 Premios Grammy.

Y nadie se salva: «esto también se aplica a los miembros del público que aparezcan en cámara», indica.

Y finalmente, dice, «la Cadena solicita que se evite cualquier causa organizada que quede deletreada de forma visible en el vestuario del talento, Esto incluye insignias en la solapa o cualquier otra forma de accesorio».

La Cadena pide «gentilmente que se confirme» el recibo de estos estándares de vestuario.

Los Premios Grammy siempre han sido un evento «carnoso» donde las celebridades suelen mostrar vestidos atrevidos y provocadores que difícilmente llevarían a ocasiones más «conservadoras», como la entrega de los Oscar.

Ahora, sin embargo, queda claro que habrá pocas sorpresas en la 55ta. Ceremonia de Premios Grammy que se celebrará en el Staples Center, en Los Ángeles.

también te puede interesar